Tenis

Davidovich se queda a las puertas de la final en el Challenger de Biella

  • El malagueño cae por 3-6, 6-4 y 5-7 ante el italiano Paolo Lorenzi en un tremendo partido que se alargó hasta las dos horas y media

  • Aunque empató con Granollers, el Top 100 de la ATP tendrá que esperar

Davidovich golpea la bola en un partido de esta temporada. Davidovich golpea la bola en un partido de esta temporada.

Davidovich golpea la bola en un partido de esta temporada. / EFE

Alejandro Davidovich no pudo lograr el pase a la final del Challenger de Biella tras caer ante el italiano Paolo Lorenzi por 3-6, 6-4 y 5-7 en un encuentro de mucho mérito del malagueño. Resucitó varias veces, remontó un segundo set empinado y aguantó hasta cuatro bolas de partido en el tercero; un esfuerzo titánico de dos horas y media que no fue suficiente para luchar por su segundo título consecutivo.

Pese a la derrota, no se va de vacío. Davidovich empata a puntos (551) con el número 100 de la ATP, el español Marcel Granollers. Tendrá que esperar para estar dentro de ese centenar, pero ya lo tiene al alcance de la mano. Su victoria en Sevilla hace un semana le dio el impulso y en tierras italianas se desfondó para lograr el sorpaso, pero Lorenzi aguantó estoico con el apoyo del público ante el de La Cala, quien pese a verse contra las cuerdas en repetidas ocasiones siempre tuvo respuesta.

El malagueño comenzó apuntándose el primer juego, pero Lorenzi se entonó rápidamente para dar la vuelta rompiendo el saque de Davidovich. El italiano, número 120 del mundo, llevó el peso en un primer set donde el costasoleño pecó en los errores no forzados. Aguantaba aun así con juegos disputados, vendía su piel cara en el 3-5 e intentaba sobreponerse a sus propios fallos en el que fue el 3-6 definitivo para que su rival se embolsara el primero.

A partir de ahí, Davidovich pareció entrar en barrena. No le salieron las cosas, perdió el saque en el 0-2 y encajó el 0-3 con un juego en blanco. Se le iba el partido de las manos cuando aprovechó su servicio, enlazó varios golpes de muy buen nivel y recuperó el ritmo. Llegó al 3-3, no se inmutó en el 3-4 e hizo correr a Lorenzi. Cuando se veía en casa, resucitó por primera vez para enviar el partido al tercer cuarto (6-4).

En el segundo set superó un 0-3 de entrada, mientras en el tercero se llegó a ver 1-4 y 2-5

Ocurre que el de La Cala del Moral es a veces su propio enemigo. Cuestiones de madurez y experiencia, se desenchufa con facilidad, cierto es que cada vez con menor frecuencia, pero combina picos muy altos de tenis con momentos de bajón demasiado importantes. De nuevo los errores no forzados y un Lorenzi muy atinado pusieron al italiano con todo a favor. El 120 de la ATP se llevó el partido al 1-4 y al 2-5, pero nuevamente resurgió Alejandro Davidovich.

El ejercicio de resistencia del malagueño fue encomiable. El público de la Biela Tennis Academy iba lógicamente con su pupilo, pero Davidovich se ganó el respeto y el reconocimiento de los presentes. Especialmente con 3-5, donde Lorenzi se llegó a poner 0-40. Fue la primera de las cuatro bolas de partido que salvó el costasoleño en un juego de deuce eterno. Se lo llevó con un grito de alegría y esperanza para poner el 4-5 e incluso el 5-5.

Sin embargo, Paolo Lorenzi mantuvo la mente fría ante el momento de su rival. Estaba agotado Davidovich después de varios intercambios de golpes de lado a lado. Supo gestionarlo el italiano, hizo correr al malagueño y abortó la remontada. Cayó el malagueño en una doble falta y erró en la última bola para que el puesto en la final de este Challenger de Biella fuera para el tenista local, que se medirá en ella a su compatriota Gianluca Mager. Honores, aun así, para un Alejandro Davidovich que ya acaricia el Top 100 mundial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios