Economía

Trabajo pretende recolocar a 100.000 personas en actividades de interés colectivo

  • El plan del Ejecutivo se dirige a parados de la construcción y sus actividades auxiliares

El Ministerio de Trabajo e Inmigración quiere que, durante el tiempo en el que permanezcan en paro, parte de los desempleados trabajen en actividades de interés colectivo, como la prevención de incendios, la rehabilitación de viviendas sociales, la conservación de espacios naturales, o determinados servicios a la comunidad y a colectivos con dificultades.

Esta idea forma parte del plan de empleo para 2009 que el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, anunció la semana pasada. Corbacho va a proponer esta medida a sindicatos y empresarios, con el objetivo de dar ocupación a un mínimo de 100.000 desempleados, procedentes, fundamentalmente del sector de la construcción y sus actividades auxiliares.

El secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, precisó ayer que este plan no es una decisión en firme, sino una propuesta que se va a discutir en el marco del diálogo social con sindicatos y empresarios, y en la que están trabajando otros ministerios.

Por su parte, la secretaria general de Empleo, Maravillas Rojo, explicó que este plan consistiría en reorganizar los programas que prestan actualmente los servicios públicos de empleo (herederos del antiguo Inem) para facilitar que los parados trabajen en alguna actividad de interés colectivo durante su estancia en el desempleo, combinando así la formación con una ocupación.

Celestino Corbacho ya avanzó que este plan iba a suponer una "revisión y puesta a cero" de todos los programas de empleo vigentes, creados en un momento en el que la situación económica era "totalmente diferente" a la actual.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios