Feria de Málaga César Ramírez, nuestro “Malagueño Popular”

  • La caseta El Portón reconoce todos los años con esta mención a una personalidad por su servicio a la provincia

César Ramírez agradece el Nombramiento.

César Ramírez agradece el Nombramiento. / M. H. (Málaga)

La Feria de Málaga, entre tanto jolgorio, luces, cohetes y bailes, siempre guarda un hueco para reconocer a las personalidades más emblemáticas e importantes para la ciudad. Un año más (ya van veinticuatro ediciones), la caseta El Portón premia a una persona para reconocer su labor y su dedicación a la ciudadanía. El cirujano César Ramírez reunía todos los requisitos del decálogo que enumeraron en la peña, entre ellos: que se trate de un profesional ejemplar con su labor dedicada a los demás malagueños. Así lo consideraron tanto este periódico, que fue el encargado este año de proponer al galardonado, como la Asociación Cultural y Recreativa El Portón.

El pasado jueves se reunieron cerca de cien personas en el Cortijo Real para el Nombramiento del “Malagueño Popular”. Representantes de los principales medios de la comunicación y miembros de la asociación se dieron cita el primer día de Feria, minutos después del alumbrado del Real, para distinguir a una personalidad: el malagueño César Ramírez, una persona conocida –y reconocida– por los medios. Y es que, son muchas las buenas noticias que ha dado. Su labor ha sido portada y ha ocupado espacios en todos los medios de difusión locales y nacionales posibles. Y, entre tanta política y sucesos fatídicos, qué gusto informar de personas que tienen como objetivo mejorar esta sociedad.

Ramírez es un cirujano que llega a pasar entre doce a catorce horas recorriendo los pasillos de hospitales, en consulta y en quirófano. El “Malagueño Popular” de 2019 está entre los 100 mejores médicos de España y es uno de los cuatro mejores especialistas en Cirugía General y Digestiva del país. Tiene seis cualificaciones europeas y es el único cirujano general del continente con tantas certificaciones de este tipo. Formó parte del equipo de trasplantes de hígado y páncreas. A todo esto se le suman más de 25 años de dedicación profesional en el ámbito de la salud en distintos centros sanitarios como el Carlos Haya o el Hospital Quirónsalud, donde trabaja actualmente.

El cirujano fundó su propia asociación, Bisturí Solidario, para cumplir misiones humanitarias

“Gracias por premiar mi labor, esto es fruto de una parte vocacional y de solidaridad”, puntualizó. Todavía los presentes estarán preguntándose de dónde saca tiempo para todo, porque además de su flamante trayectoria, Ramírez se dedica a ayudar a los más necesitados. Él mismo se encargó de fundar la asociación Bisturí Solidario, con la que ha conseguido cumplir varias misiones sanitarias en zonas internacionales que están en vías de desarrollo.

Su vocación médica le ha llevado a trabajar por y para los demás y entiende que la medicina y la solidaridad son las dos caras de una misma moneda. “Me gustaría recordar que siempre podréis contar conmigo para todo lo que necesitéis”, dijo, refiriéndose a los medios de comunicación y a toda la ciudad de Málaga, a la que agradece todo el apoyo que le ha dado.

Uno de los precursores de este premio, Curro Moreno, precisó que el “Malagueño Popular” no tiene que ser necesariamente de Málaga, pero sí una personalidad que, de alguna forma, con su labor haya ayudado a la provincia de la Costa del Sol. La propuesta de este año la otorgamos desde este medio, queriendo reconocer todos sus méritos y su atención y servicio a la ciudadanía. Cesar Ramírez, “Malagueño Popular”, siempre tendrás un espacio en nuestras páginas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios