Atracciones en la Feria de Málaga Vueltas y más vueltas para no parar de disfrutar

  • Hasta un centenar de ‘carricoches’ inundan la zona de atracciones del Real

  • El precio oscila entre los tres y cinco euros por viaje 

La zona de atracciones del Real en plena Feria. La zona de atracciones del Real en plena Feria.

La zona de atracciones del Real en plena Feria. / Marilú Báez (Málaga)

Tras un intenso día de Feria en el centro, en el que la comida, la música y la fiesta no han faltado y cuando el cuerpo parece no aguantar más, se escucha a los peques de la casa: “Vamos a los carricoches, ¿no?”. Los niños también necesitan disfrutar de la Feria y la zona de atracciones de la Feria de Málaga en el Real es su sitio preferido en estos días cargados de sonrisas, energía y alguna que otra lágrima.

Un inmenso recinto para albergar casi un centenar de cacharritos llenos de color y brillo. Norias, carruseles, tómbolas, coches de choque... Entrar en la zona de atracciones mecánicas es como adentrarse en un mundo paralelo diferente, en el que solo importa la diversión, la descarga de adrenalina y las emociones fuertes, pero también las suaves. Hay algunos personajes Disney remoloneando por la zona. Mickey Mouse les ha concedido algunos días libres para ir a la Feria de Málaga y echarse algunos fotitos con los niños . Toda ayuda extra siempre es buena.

Desde los clásicos tiovivos hasta un simulador del videojuego ‘Fortnite’

La variedad de atracciones es inmensa: desde los clásicos tiovivos hasta las atracciones más modernas, como un simulador del exitoso videojuego Fortnite, que tiene a los niños enganchados a la pantalla. En esta atracción, los niños se agrupan en equipos de diferentes colores y armados con chalecos y pistolas láser se adentran en el mundo del videojuego. Gana el jugador que menos disparos haya recibido por parte de sus adversarios.

Nuevas temáticas en las atracciones del Real Nuevas temáticas en las atracciones del Real

Nuevas temáticas en las atracciones del Real / Marilú Báez (Málaga)

En uno de los carruseles se puede observar un cartel casi más grande que la propia atracción que reza “Todos los niños pagan”, para dejar claro que el sobrino de algún concejal no se va librar de apoquinar. El vértigo y la adrenalina están asegurados con el Barco Vikingo, el Tirachinas o el Ala delta. Los rápidos se convierten en la atracción ideal para subir en familia o con amigos, en grandes barcas que navegan por un río artificial en el que mojarse es un riesgo más que probable. Hay pistas americanas, con obstáculos donde salir de allí sin ninguna lesión es lo importante. Hay alguna tematizada y de mayor dimensión, como la de Torrente 5.

Atracción 'El ratón vacilón con gato comilón' Atracción 'El ratón vacilón con gato comilón'

Atracción 'El ratón vacilón con gato comilón' / Marilú Báez (Málaga)

Montañas rusas grandes y pequeñas como el Ratón Comilón con Gato Vacilón, de gran altura, o el Dragón, en las más pequeñas, aportan el toque más veloz al conjunto de mecanismos. Atracciones para todos los públicos para que nadie se quede sin dar vueltas. Y si no agrada mucho, siempre estará la tómbola para probar suerte y ganar ese peluche que hay que regalar. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios