Málaga

El Ayuntamiento de Málaga y el Puerto abren la puerta a aumentar la edificabilidad de Muelle Heredia

  • El punto de partida es un trabajo de Ángel Asenjo, que plantea un escenario intermedio con 45.000 metros de techo 

  • El planeamiento vigente asigna a estos suelos 26.500 metros para oficinas y comercial

Vista de parte de los suelos de Muelle Heredia. Vista de parte de los suelos de Muelle Heredia.

Vista de parte de los suelos de Muelle Heredia. / Javier Albiñana

El futuro de los terrenos portuarios de Muelle Heredia vuelve a quedar abierto a reflexión. El consenso inicial alcanzado por el Ayuntamiento de Málaga y por el Puerto pasa por abrir un periodo de análisis para decidir un posible reajuste de las condiciones urbanísticas de la pastilla e incrementar el techo de 26.500 metros cuadrados para oficinas y comercial que ahora tiene asignados en el planeamiento.

Las dos instituciones, según las fuentes consultadas, coinciden en que se trata de unos parámetros de edificabilidad muy bajos para el espacio sobre el que se desarrollará, a lo que se suma la clara apuesta que la ciudad está haciendo por potenciar la oferta de oficinas en el espacio urbano. Como punto de partida, que no definitivo, de este proceso de reestudio se va a utilizar el trabajo redactado por el arquitecto Ángel Asenjo por encargo del Consistorio. Un documento que fue objeto de una primera toma de contacto técnica en una reunión celebrada el pasado lunes y a la que asistió el propio urbanista.

Según las fuentes, Asenjo expuso de manera resumida las líneas básicas del trabajo realizado, en el que se manejan diferentes escenarios en función de la ambición de la intervención. En este sentido, más allá del marco vigente, el ejercicio teórico realizado por el arquitecto llega a contemplar una situación intermedia, mediante la que el complejo de oficinas podría llegar a ocupar hasta 45.000 metros cuadrados de techo (más de 50.000 con la zona de aparcamientos), así como un segundo escalón más extremista, que elevaría el techo a edificar en hasta 75.000 metros.

Esta última opción parece, de partida, inasumible, por cuanto obligaría a alterar de manera clara la actividad portuaria ordinaria. Otra de las variaciones importantes que Asenjo hace en su trabajo es que a los usos comerciales y de oficinas, suma el hotelero. Sea cual sea la conclusión, lo que sí es evidente es el deseo del alcalde de "no perder la oportunidad" que se presenta en la actualidad para entrar a discutir el futuro de este emplazamiento.

De acuerdo con lo que pudo conocer este periódico, del encuentro no se pudo extraer una conclusión clara. Pero sí, según las fuentes, existió el acuerdo en la línea de profundizar más en la cuestión. Una labor que, en todo caso, no parece que vaya a ser inmediata. Y el tiempo, a ojos al menos del Puerto, es clave en lo que pueda ocurrir con los suelos de Muelle Heredia.

Cabe recordar que el propio presidente de la Autoridad Portuaria, Carlos Rubio, ya expuso en su día, tras conocer que De la Torre había encargado el estudio a Asenjo, sus reticencias a reabrir el debate, aduciendo que el deseo de la institución era el de impulsar cuanto antes la licitación del complejo de oficinas tal y como está contemplado en este momento. La tarea burocrática que tiene aún que completar el Puerto para poder activar el concurso se antoja larga en el tiempo, al implicar de manera directa a otros organismos como la Guardia Civil y a la Agencia Tributaria.

En este contexto, una de las opciones que empieza a cobrar fuerza es la de contemplar una intervención en Muelle Heredia a desgajar en dos fases. Una de ellas, con los parámetros ya asignados en el planeamiento, mientras que la segunda quedaría condicionada a que el Puerto y el Ayuntamiento avancen en la vía de estudio ahora abierta. Las fuentes, no obstante, sí fueron claras al insistir en que esto tiene que ser objeto de estudio jurídico por parte de la institución portuaria.

El encuentro entre el Ayuntamiento y el Puerto del lunes permitió abundar en otros asuntos pendientes entre las dos instituciones. Uno de ellos el deseo de la Autoridad Portuaria de, con la vista puesta en una inmediata licitación de la construcción de la manera deportiva de San Andrés, analizar la posibilidad de ejecutar un vial de acceso directo a esta infraestructura, sin entrar en el circuito interno del recinto portuario.

Dada la coexistencia del suelo preciso con la plataforma sobre la que De la Torre quiere construir el auditorio, estuvo presente en la reunión el arquitecto del equipamiento cultural, Agustín Benedicto. De acuerdo con las fuentes, Urbanismo va a estudiar la cuestión para ver las opciones de dar encaje a ese viario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios