Málaga

De la Torre habla de crear espectáculos navideños fuera del Centro de Málaga para evitar aglomeraciones

  • Destaca la necesidad de "acelerar" la creación de aparcamientos disuasorios en los extremos de la ciudad

Imagen de la calle Larios tras el encendido navideño. Imagen de la calle Larios tras el encendido navideño.

Imagen de la calle Larios tras el encendido navideño. / Javier Albiñana

Cuando el colapso del Centro histórico y su entorno quedó patente el pasado puente de la Constitución, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, habla de abrir la puerta en los próximos años a una especie de descentralización de los espectáculos navideños. El regidor ha señalado este miércoles que una de las posibles acciones con las que rebajar este fenómeno pasa "por hacer en otras zonas más alejadas del Centro, una policentralidad de atracción navideña".

Pero eso será cara a los próximos años. Porque para el momento presente no parece que haya una hoja de ruta alternativa que evite lo sucedido días atrás, en los que el simple paseo por las calles del casco antiguo se convirtió en un ejercicio complicado. De cara al medio plazo, también ha aludido a la posibilidad de "acelerar" la creación de una serie de aparcamientos disuasorios en los extremos este, oeste y norte de la capital, de manera que los conductores puedan dejar el coche en los mismos y acceder al Centro a través del transporte público.

Este tipo de instalaciones viene siendo objeto de análisis por parte del Ayuntamiento desde hace años, sin que se haya dada un paso definitivo en este sentido. Muestra de ello es que es una de las propuestas que se formalizan en el Plan de Movilidad Sostenible de Málaga, cuyos orígenes se remontan a principios de 2011. Documento en el que también se hablaba ya de la ejecución de un BRT (Bus Rapid Transit) desde la zona Este al Centro, iniciativa que sigue sin ver la luz a día de hoy.

Para el regidor, no obstante, "lo más fuerte" ha podido pasar ya. "No cabe duda de organizar mejor; no es fácil cuando hay una avalancha tan grande", ha dicho, aludiendo a los numerosos autobuses discrecionales que han venido de muchos municipios del sur de España. El espectáculo navideño tuvo su inicio con la inauguración del alumbrado el pasado 29 de noviembre y tendrá su continuidad hasta principios de enero del año que viene.

Los vecinos del casco antiguo mostraron días atrás su preocupación con lo ocurrido el pasado puente y la "masificación" registrada, aludiendo incluso a una cuestión de seguridad. "No tenemos capacidad de carga en las calles para tanta gente”, dijo Alejandro Villén, vicepresidente de la Asociación de Vecinos Centro Antiguo, que aseguró que la aglomeración en el centro es "peor que otros años". A ello puede contribuir el que además del ya tradicional espectáculo de la calle Larios, el Ayuntamiento ha sumado un videomaping en la calle Alcazabilla y otro tipo de evento en la Alameda Principal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios