Málaga

Desescalada Málaga: La Costa del Sol afronta con optimismo el verano y cree posible salvar parte de la temporada alta

  • Se prevé una caída de los precios de las habitaciones hoteleras de hasta el 15% 

  • Detectan un aumento del 136% de las reservas de vuelos con destino a Málaga en la última semana de mayo

Imagen de la playa de Huelin, en Málaga capital. Imagen de la playa de Huelin, en Málaga capital.

Imagen de la playa de Huelin, en Málaga capital. / Marilú Báez

La Costa del Sol, destino turístico por excelencia en el ámbito nacional e internacional, empieza a otear cierta luz al final del túnel del coronavirus. Aunque sin poder aún lanzar las campanas al vuelo, dado que el riesgo de rebrote está presente, los últimos datos estadísticos permiten afrontar el verano con cierto optimismo y con la certeza de que parte de la temporada alta se va a salvar.
Una afirmación que a mediados del pasado mes de marzo, cuando la pandemia se hizo real y obligó al decreto del estado de alarma, era imposible de realizar. Ahora, sin embargo, la evolución de la enfermedad y la respuesta de las autoridades sanitarias, modifica sustancialmente el panorama. Así queda constatado en un informe elaborado con información de finales del pasado mes de mayo por la empresa pública Turismo Costa del Sol, dependiente de la Diputación provincial de Málaga.
La consejera delegada del ente, Margarita del Cid, encargada de la presentación del documento, ha sido clara en este sentido: "Hemos atravesado momentos muy duros y aunque parezca imposible empezamos a ver la luz". De acuerdo con las estimaciones analizadas, los técnicos han observado un incremento cercano al 36% en las búsquedas diarias de vuelos de residentes desde España, Reino Unido, Francia y Alemania con destino al aeropuerto de Málaga capital. Un crecimiento observado a 31 del mes pasado respecto a las búsquedas que se hacían solo dos semanas antes.
En cuanto a las reservas de aviones con destino Costa del Sol, Del Cid ha hablado de un incremento del 136% en la última semana de mayo, parámetro que, no obstante, sigue lejos de lo que era el comportamiento normalizado en la misma semana del año pasado. En concreto, es un 90% inferior.Otro detalle relevante es que se reducen "casi a cero las menciones en las redes sociales al coronavirus y la Costa del Sol". "Son dos términos no asociados en las redes sociales y lo más importante, se recupera la misma percepción del índice de seguridad que había a finales de febrero, que era de 92 puntos sobre 100”.De otro lado, al consejera delegada de Turismo Costa del Sol ha realizado una mención detallada de los números manejados por las grandes asociaciones turísticas de la zona. En este sentido, en el ámbito hotelero se estima que estarán disponibles en julio el 80% de las plazas hoteleras, si bien el grado de ocupación previsto será de entre el 30% y el 35%. La gran mayoría de los turistas que se alojarán, un 90%, serán nacionales, con apenas un 10% internacionales. Como consecuencia de una demanda muy inferior al periodo normalizado, se apunta una caída de los precios de las habitaciones, de entre un 10% y un 15%.
Avanzada la provincia a la fase 3, los datos apuntan a que el 70% de los negocios de hostelería abrirá este verano, aunque logrando una facturación del 50% respecto al año pasado. Dentro de este sector destaca la apertura casi total de los chiringuitos, aunque con un 50% de la facturación.  En el caso de estos establecimientos se cree que el 70% de los clientes serán nacionales y solo un 30% internacionales.
En cuanto a los coches de alquiler, la encuesta realizada entre los empresarios apunta a que entre julio y septiembre habría un 75% de coches de alquiler, con una ocupación media de entre el 35% y el 40%. La apertura de las viviendas turísticas de la Costa del Sol abrirán en un 80%, según los datos manejados por Turismo Costa del Sol, aunque con la mitad de facturación.
"Estamos en un escenario que cambia por semanas, pero parece que la evolución s positivas y que podremos salvar parte de la temporada alta", ha defendido Del Cid, quien ha aprovechado para reclamar nuevamente al Gobierno central planes de apoyo al sector y una mayor inversión. "Los turistas nacionales y extranjeros quieren venir y la Costa del Sol está preparada para recibirles con los brazos abiertos para ofrecerles unas vacaciones inolvidables en un destino seguro", ha destacado. Y en esta línea, ha subrayado que el destino Costa del Sol es “una apuesta segura".
Del Cid se ha mostrado crítica con la "política errática" del Gobierno central, concluyendo que eso ha perjudicado a la imagen turística que se ha tenido del país en estas semanas. "Cuando estás pensando en el elegir un destino, tener políticas erráticas sobre lo que va a pasar en el destino al que vas puede provocar que la gente decida pasar las vacaciones en un destino donde sus autoridades ofrezcan más fiabilidad; esa política errática nos ha dejado estupefacto", ha denunciado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios