Málaga

Educación no da fecha para reabrir los comedores de los colegios afectados

  • Unos 12.000 alumnos andaluces no reciben el servicio por la quiebra de las dos empresas asentadas en Alhaurín de la Torre

Una niña en un comedor escolar. Una niña en un comedor escolar.

Una niña en un comedor escolar. / M. G. (Málaga)

Unos 12.000 alumnos andaluces carecen de servicio de comedor escolar desde el comienzo de curso la pasada semana por la quiebra de dos empresas malagueñas que suministraban la comida a sus colegios, de los que están afectados por esta situación 126 repartidos por toda Andalucía salvo Cádiz. Fuentes de la Agencia Pública de Educación de Andalucía, dependiente de la Junta andaluza, informaron ayer a Efe de que Jaén es la provincia con mayor número de centros afectados (51), mientras que en la de Málaga hay 49.

Desde la Junta explicaron que se ha activado un procedimiento de contratos menores con empresa hasta que se adjudiquen las nuevas licitaciones de esos comedores, de manera que se pueda reanudar el servicio a la mayor brevedad. Horas previas a la apertura de los centros escolares, las empresas de catering Col Servicol y Perea Rojas anunciaron el cese de sus servicios por quiebra técnica y dejaron sin comedor a un amplio número de centros.

La Agencia Andaluza de Educación no se aventura a precisar una fecha en la que se pueda reiniciar el servicio, ya que hay que seguir un procedimiento, aunque pretenden que sea “a la mayor brevedad posible”.  Desde la Confederación Andaluza de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado por la Educación Pública (Codapa) asguraron a Efe su portavoz, Pedro Delgado, que “si no hay acuerdo entre los trabajadores, la empresa que abandona el servicio y la que lo asume, esto puede durar varios meses, aunque abran una concesión urgente”.

Lamenta que estas asociaciones carecen de información directa de la administración, a pesar de haber solicitado en varias ocasiones un encuentro. En relación a las “aulas de espera” propuestas por la Junta, la Codapa recuerda que se planteó anteriormente a raíz de una situación similar en 40 centros escolares de Jaén el pasado año, pero precisa la iniciativa “no llegó a buen puerto”.

Añade que si se pusieran en marcha habría algunos cuidadores a cargo de los menores durante unas horas, pero advierte de que ello “no solventa el problema principal de la alimentación de los niños”, y cree que hay que contar además con la situación de los protocolos de la Covid-19 que puede complicar su efectividad. “Nuestra posición como confederación andaluza de AMPA es que esto demuestra la quiebra del sistema previsto para prestar el servicio de comedor”, señala Delgado, que aboga por “un servicio de comedor de pequeñas empresas locales”, de forma que si hay un problema en un comedor, no originaría “la caída en cadena de los otros”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios