Málaga

La Junta vigilará las segundas residencias de madrileños en Málaga para evitar brotes de coronavirus

Viandantes en la zona del Soho, en Málaga capital. Viandantes en la zona del Soho, en Málaga capital.

Viandantes en la zona del Soho, en Málaga capital. / Javier Albiñana (Málaga)

La Junta de Andalucía ha reconocido su preocupación por la incidencia del coronavirus en Madrid, donde varios barrios y municipios han sido confinados, y aunque no llamará a los andaluces a evitar acudir la comunidad madrileña, sí pretende vigilar la llegada de madrileños a Andalucía.

Lo ha anunciado el presidente del Gobierno andaluz, Juanma Moreno, quien ha dicho que la Administración autonómica "monitorizará" las segundas residencias de madrileños en Andalucía, sobre todo en la costa, como es el caso de Málaga y la Costa del Sol. Aunque el presidente andaluz no ha explicado cómo lo hará.

El objetivo de esta monitorización es evitar que se produzcan brotes generados a partir de un contagio importado desde Madrid, donde la incidencia del Covid-19 en los últimos 14 días quintuplica la que se registra en Andalucía. Esta diferencia en la dureza de la pandemia es lo que llega al presidente de la Junta a negar que vayan a producirse restricciones de la movilidad de forma inminente.

Moreno lo ha anunciado en su comparecencia en Úbeda, donde se ha reunido este martes el Consejo de Gobierno en una sesión muy centrada en las inversiones de la Junta en Jaén. En su intervención, el presidente de la Junta ha querido poner distancia con el anuncio realizado este lunes por el president de la Generalitat, Quim Torra, que instó a los catalanes a no viajar a la capital del país. 

La Costa del Sol es una de las zonas de Andalucía en las que más segundas residencias existen. Solo la localidad de Estepona cuenta con “un parque de más de 15.000 viviendas de segunda residencia". Hace unos días, el alcalde de este municipio, José María García Urbano, explicó que tras las medidas de restricción a la movilidad decretadas en Madrid "no se puede determinar el grado de ocupación por la incertidumbre", aunque sí dijo que "todo el que siendo de Madrid tiene la oportunidad de quedarse en el otoño, bien porque no tenga obligaciones laborales, o bien porque puede hacer teletrabajo, va a seguir en las costas españolas y posiblemente muchos en el sur en Málaga, en Marbella y toda la Costa del Sol porque se está mejor, viven mejor, están más tranquilos y no tienen las consecuencias negativas de vivir en una gran ciudad”. 

En la misma línea se pronunció la Asociación de empresarios para la vivienda de alta calidad DOM3, desde donde han señalado que “clientes de Madrid que tienen segunda residencia aquí -y han pasado el verano-, han decidido mudarse, incluso han cambiado a los niños de colegio” debido a la proliferación de los contagios de Covid-19, así como han notado una “subida importante” de trabajos fotográficos de viviendas en alquiler durante la temporada estival.

El presidente del Gobierno andaluz ya adelantó que no descarta los confinamientos parciales si la incidencia del Covid-19 se dispara. Este martes, en Úbeda ha añadido que su Gobierno prepara ya un "plan de contingencia" que permita articular estos aislamientos o las limitaciones de la movilidad si la situación empeora y se hace notar en la presión hospitalaria.

A este respecto, cabe destacar que el 60% de los contagios se acumulan en Málaga y Sevilla, las dos provincias más pobladas y con las mayores aglomeraciones urbanas de la comunidad. La provincia malagueña ha vuelto a batir su récord de infectados este martes, con 547 nuevos positivos y otras cuatro personas fallecidas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios