Novedades en el caso de los mosaicos de Invader en Málaga Invader reaparece

  • Una abogada se persona en su nombre tras más de siete meses 'desaparecido' 

  • Su declaración por videoconferencia tendrá lugar, previsiblemente, o el 17 o el 23 de septiembre

Mosaico de Invader en el Palacio Episcopal, catalogado como BIC.

Mosaico de Invader en el Palacio Episcopal, catalogado como BIC. / Javier Albiñana

Invader reaparece. Al menos en el plano judicial. Lo hace tras permanecer desaparecido en los últimos siete meses, periodo en el que ha eludido una tras otra las fechas fijadas por el juez instructor de la causa que trata la colocación de mosaicos en 15 edificios del Centro histórico de Málaga capital (dos de ellos calificados como Bien de Interés Cultural), para que declarase como principal investigado.

Según informaron a este periódico fuentes judiciales, tras el prolongado silencio por parte del artista francés, se produce una novedad significativa en el proceso. "Ya ha sido localizado, se ha personado una abogada en su nombre", precisaron las fuentes consultadas, que apuntaron que la previsión manejada en este momento es que Invader preste finalmente declaración por videoconferencia o el 17 o el 23 de septiembre próximos, las dos nuevas fechas señaladas.

El testimonio del creador urbano, al que se vincula directamente con la autoría de la bautizada como invasión de obras urbanas ocurrida en la capital de la Costa del Sol en mayo de 2017, es clave para la resolución del caso, en el que se encuentra también en situación de investigado el actual director general de Cultura de la Junta de Andalucía y ex gerente del Centro de Arte Contemporáneo (CAC) de Málaga, Fernando Francés.

Precisamente, a finales del pasado mes de mayo la Fiscalía mostró su oposición al sobreseimiento provisional de la causa para Francés, solicitado por su defensa en la causa por la colocación de mosaicos del artista galo. El argumento empleado por su letrado era que no estaba justificada debidamente la existencia del delito que motivó el inicio de la causa.

Ante eso, el fiscal remitió un escrito oponiéndose a dicho archivo y señalando que el posible sobreseimiento no podría tener encaje en ese argumento de que no está debidamente justificada la perpetración del delito, pues considera que existen indicios desde el inicio del procedimiento y que se han concretado a lo largo de la instrucción que se lleva a cabo.

Al tiempo, el ministerio fiscal indicaba que la causa estaba pendiente de la devolución de la comisión rogatoria remitida a Francia para tomarle declaración como investigado a Invader y que una vez haya respuesta se decidirá sobre la situación "del investigado ausente" –Invader– y la posible continuación para "el investigado presente" –Fernando Francés–. Finalmente, según las fuentes consultadas, el juzgado asume la tesis del fiscal y aplaza cualquier decisión respecto a la petición de archivo a después de conocer la declaración de Invader.

El juzgado que lleva la causa requirió en abril a las autoridades francesas que aclararan por qué Invader no había comparecido a declarar como investigado a través de videconferencia en esta causa en ninguna de las cuatro fechas fijadas en el primer trimestre de este año y en diciembre del año pasado. La nueva fecha ahora manejada para la declaración del artista se produce algo más de un año después de que fuese identificado por la Guardia Civil. De acuerdo con los datos conocidos, el autor de estas obras, presentes en unas 70 ciudades de todo el mundo, residía en París, donde tiene su propio estudio artístico; tiene 49 años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios