Turismo

Todas las playas de Fuengirola (y de Córdoba): la frontera que estrecha

  • Los cordobeses pueden tener la Mezquita, el puente romano, la mujer cordobesa y el Alcázar de los Reyes Cristianos, pero, al llegar agosto... ¡vaya, vaya!

  • Siete son los kilómetros de costa de los que disfruta el litoral fuengiroleño y podemos decir que son siete kilómetros bien aprovechados

El Castillo Sohail lleva siglos evitando asaltos a la ciudad, pero la invasión de cordobeses de cada año no ha sabido frenarla. El Castillo Sohail lleva siglos evitando asaltos a la ciudad, pero la invasión de cordobeses de cada año no ha sabido frenarla.

El Castillo Sohail lleva siglos evitando asaltos a la ciudad, pero la invasión de cordobeses de cada año no ha sabido frenarla.

No es ningún secreto: todas las playas de Fuengirola son las playas de Córdoba. El litoral fuengiroleño se transforma así en una maravillosa frontera entre el mar y la tierra que logra unir dos tierras.

Encajada entre Mijas y Benalmádena, esta localidad/laboratorio en la que el turismo, como en toda la Costa del Sol, se puso a experimentar a lo loco, sin guantes ni mascarillas, a ver qué sale, cuenta con una amplia oferta hotelera que suma la friolera de 12.000 camas. Si tenemos en cuenta que Fuengirola ocupa sólo un poco más de 10 kilómetros cuadrados...

Por eso hoy en día Fuengirola es un municipio que ha crecido hasta cubrir todo su territorio, construyendo un sol de ciudad muy querido por sus visitantes internacionales, pero también por los nacionales y, dentro de estos, sobre todo por los cordobeses.

Porque alguien debería realizar de una vez por todas un estudio sobre la querencia que sienten los cordobeses por Fuengirola. Cada verano, como si de un auténtico éxodo en blanco y negro se tratara, como si los empujara el mismo impulso atávico que provoca que los salmones busquen el lugar donde nacieron, los cordobeses reclaman y hacen suyos los siete kilómetros de arena de las playas fuengiroleñas.

Y no es para menos: las playas del territorio choro –denominación oficiosa al gentilicio "fuengiroleño"– están galardonadas con las certificaciones de calidad ISO y cuatro Q de Calidad Turística que otorga el Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE), amén de contar con una bandera azul en la playa de Carvajal.

Además, la costa fuengiroleña destaca por su innovación de servicios tales como juegos infantiles, zonas deportivas, duchas, megafonía y plataformas adaptadas para personas con movilidad reducida y personas mayores, quienes son atendidas de este modo por socorristas que cuentan con equipamiento para facilitarles el baño (grúas, sillas anfibias o muletas especiales, etc).

De hecho, la playa de Los Boliches fue donde se creó la primera playa adaptada a personas con movilidad reducida en el año 2000.

Los accesos a las playas de Fuengirola son fáciles y cómodos ya que paseando por su continuo y cuidado paseo marítimo podemos llegar a todo su litoral, que está dividido en cuatro playas principales: Castillo, Fuengirola, Los Boliches y Carvajal. Esta división, a su vez, distingue otras zonas en su interior:

Playa del Castillo

Playa de Santa Amalia

Puerto deportivo de Fuengirola

Playa de San Francisco – Fuengirola

Playa de Los Boliches

Playa de las Gaviotas

Playa de Torreblanca

Playa de Carvajal

Playa del Castillo

Desde la ladera del castillo Sohail podemos vigilar la playa a sus pies. Desde la ladera del castillo Sohail podemos vigilar la playa a sus pies.

Desde la ladera del castillo Sohail podemos vigilar la playa a sus pies.

La primera playa que nos encontramos en Fuengirola, en sentido este a oeste, es la playa del Castillo, siendo dicho castillo el Sohail.

También conocida como playa de El Ejido, linda con la mijeña playa del Peñón del Cura y como decimos está dominada por el castillo Sohail que se sitúa en plena desembocadura del río de Fuengirola, sobre una pequeña colina que se eleva 38 metros sobre el nivel del mar.

El castillo Sohail es un mirador privilegiado de una amplia franja costera dominada por la Sierra de Mijas y un atractivo en sí mismo para acercase a este gran arenal que además es idóneo para realizar moragas en sus típicas barcas fuengiroleñas.

La playa del Castillo tiene una longitud de 800 metros y una buena anchura media de 50 metros. De aguas tranquilas y arena fina y oscura, tiene un grado de ocupación medio y el nivel de urbanización que la rodea es relativamente bajo.

Un par de chiringuitos, un acceso cómodo y fácil tanto en coche como a pie, la cercanía del centro comercial Miramar y del parque fluvial de Fuengirola, hacen de esta playa la elección idónea para pasar un día de playa estándar o para bajarnos un rato a producir en nuestros cuerpos vitamina D.

Pero el gran atractivo de la playa del Castillo es que en su interior encontramos una zona habilitada para que las mascotas se puedan refrescar en el mar Mediterráneo.

Localizada junto a la playa del Peñón del Cura, Fuengirola la mantiene abierta para las mascotas durante este 2019 a pesar de la prohibición por parte de la Junta de Andalucía de habilitar playas para perros en verano en toda la costa.

Por tanto, las personas que no pueden separarse ni un minuto de sus "hijos perrunos" están de enhorabuena.

Volver al inicio

Playa de Santa Amalia

La playa de Santa Amalia une la playa del Castillo con el puerto deportivo de Fuengirola. La playa de Santa Amalia une la playa del Castillo con el puerto deportivo de Fuengirola.

La playa de Santa Amalia une la playa del Castillo con el puerto deportivo de Fuengirola.

Separada de la playa del Castillo por la desembocadura del río Fuengirola, la playa de Santa Amalia conecta con el poniente fuengiroleño gracias al puente colgante de la Armada Española.

Su frontera al oeste es claro, y su límite a levante también: el puerto deportivo de la localidad. Lo que no está claro es si la playa de Santa Amalia es una playa en sí misma, o si debemos incluirla dentro de la playa de San Francisco, también conocida sencillamente como playa Fuengirola.

Sea como fuere es un enclave netamente urbano, siendo la playa del Castillo su prolongación natural. Y, como suele ser habitual en todo el litoral costasoleño, la playa de Santa Amalia nos ofrece una oferta de descanso totalmente recomendada para el turismo familiar, con zonas infantiles, aguas tranquilas y todo tipo de servicios que encontraremos, sino en la misma arena, en el paseo marítimo.

Volver al inicio

Puerto deportivo de Fuengirola

El puerto deportivo de Fuengirola ocupa el epicentro de su litoral. El puerto deportivo de Fuengirola ocupa el epicentro de su litoral.

El puerto deportivo de Fuengirola ocupa el epicentro de su litoral.

Ubicado casi en el punto central del paseo marítimo, el puerto deportivo de Fuengirola es un enclave realmente abierto a la ciudad, siendo una zona con mucha vida durante todo el año.

Comparte el recinto con el puerto pesquero –no olvidemos que la localidad era originariamente un pueblo de pescadores, herencia que aún sigue presente– y cuenta con agradables terrazas y numerosos restaurantes en sus aledaños.

Este puerto deportivo ofrece la facilidad de efectuar cruceros para avistar delfines, practicar deportes náuticos como son la vela, el buceo y pesca deportiva de altura.

Volver al inicio

Playa de San Francisco – Fuengirola

Hay que llegar temprano a la playa de San Francisco para reclamar un parcelita de arena. Hay que llegar temprano a la playa de San Francisco para reclamar un parcelita de arena.

Hay que llegar temprano a la playa de San Francisco para reclamar un parcelita de arena.

Encontramos la playa de San Francisco – Fuengirola manteniendo fijo nuestro rumbo hacia el este tras pasar el puerto deportivo de la localidad.

Entre el puerto y la playa de Los Boliches, la playa de San Francisco – Fuengirola tiene unos 350 metros de longitud y unos 20 metros de anchura media y es también accesible desde el paseo marítimo. Es una playa de arena fina y dorada, con un nivel alto de ocupación, aguas tranquilas y con los servicios propios de las playas urbanas, es decir, todos.

Es, sin duda, una playa familiar, recomendada dentro del completo abanico de opciones que nos ofrece Fuengirola: entre la playa de San Francisco y la playa de Santa Amalia se suman nueve chiringuitos. En cuanto a los bares que existen a lo largo del paseo marítimo digamos que aún no ha nacido el hooligan que se los conozca todos.

Volver al inicio

Playa de Los Boliches

Cuánto viste una barquita en la fotografía de una playa bolichera. Cuánto viste una barquita en la fotografía de una playa bolichera.

Cuánto viste una barquita en la fotografía de una playa bolichera.

La playa de Los Boliches es, sin duda, una de las que cuentan con más ambiente del municipio. Se trata de una zona de arena oscura tremendamente amplia y que recibe gran cantidad de visitantes, especialmente durante los meses de verano, por lo que aparcar en la zona es la decimotercera tarea de Hércules.

La playa de Los Boliches tiene una anchura media de 60 metros y una longitud aproximada de tres kilómetros si englobamos en su interior la propia playa de Los Boliches, las playas de las Gaviotas y Torreblanca, y la anterior playa de San Francisco. Sin embargo, nosotros las veremos por separado. Por ello diremos que en realidad mide 1.100 metros de largo.

Esta zona del litoral fuengiroleño cuenta con amplias extensiones de arena con gran variedad de servicios de hostelería y está perfectamente equipada, comunicada y con una gran diversidad de opciones de ocio y deporte.

Volver al inicio

Playa de las Gaviotas

La playas de las Gaviotas está especialmente adaptada para personas con movilidad reducida. La playas de las Gaviotas está especialmente adaptada para personas con movilidad reducida.

La playas de las Gaviotas está especialmente adaptada para personas con movilidad reducida.

La playa de las Gaviotas es una de esas playas de Fuengirola con un alto numero de turistas extranjeros, seguramente debido a sus dos kilómetros de largo y 60 metros de ancho y su ubicación alejada del centro.

A pesar de ser una playa con una ocupación media alta, los bañistas que acuden a ella prefieren el sosiego y no son muy de alborotar, por lo que es una playa mucho más tranquila que las playas céntricas.

Aun así cuenta con todas las comodidades que puedas necesitar: baños públicos, duchas, torres de salvamento, hamacas, masajes, chiringuitos cercanos donde ponernos morados de tinto de verano...

Además, Las Gaviotas está adaptada para personas con movilidad reducida con sillas anfibias, módulo de aseos, dos socorristas que atienden al baño, muletas, diez aparcamientos reservados, etc.

Volver al inicio

Playa de Torreblanca

No quiera Dios que falten alguna vez barcas en las arenas de las playas costasoleñas. No quiera Dios que falten alguna vez barcas en las arenas de las playas costasoleñas.

No quiera Dios que falten alguna vez barcas en las arenas de las playas costasoleñas.

La playa de Torreblanca es otra de las playas populares de Fuengirola y extiende su arena dorada a lo largo de 1.200 metros y a lo ancho de 20 metros.

Torreblanca cuenta con una zona de baño amplia y alargada, y con otra con una curiosa forma de herradura que penetra en el mar. Este dibujo en su litoral se ha generado debido a los diques presentes en su línea costera que, por sus estrechuras, acotan así la fisonomía de la playa.

Se trata de un espacio muy recomendado para las familias y forma unidad con la playa de Carvajal, que es el puente que une las playas de Fuengirola con las de la localidad vecina de Benalmádena.

Volver al inicio

Playa de Carvajal

Carvajal, la frontera que frena el empuje benalmadense. Carvajal, la frontera que frena el empuje benalmadense.

Carvajal, la frontera que frena el empuje benalmadense.

La playa de Carvajal se encuentra en el levante fuengiroleño. Esta es una playa con un ambiente muy juvenil y una extensión de 450 metros de longitud y unos 40 metros de anchura media.

Su ocupación es alta, especialmente en su zona más occidental, pero aun así, y a pesar de sus seis chiringuitos, no está tan saturada como otras playas de la localidad.

La playa de Carvajal se caracteriza por ser de arena oscura, grava y bolos, y por sus aguas tranquilas.

Este año 2019 ha sido galardonada de nuevo con una bandera azul, lo que dice mucho, y todo bueno, de esta playa de sombrillas de colores y accesos fáciles a pie, en coche o incluso en el tren de Cercanías, ya que hay una parada cerca.

Una playa ideal que supone un colofón y una guinda perfectas para cerrar este listado de todas las playas de Fuengirola (y Córdoba).

Volver al inicio

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios