Málaga

El alcalde de Málaga insiste en dar "la máxima estabilidad" al Gobierno municipal

  • El entorno del regidor recuerda que se necesitan 16 votos, uno más de los que ahora suma el cogobierno, para aprobar los grandes temas de la ciudad

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre. / Marilú Báez

Francisco de la Torre, alcalde de Málaga, no parece cejar en su empeño de que Juan Cassá acabe formando parte del equipo de gobierno municipal. Eso al menos se deduce de la respuesta que desde su entorno directo transmiten tras conocer la negativa de Ciudadanos a que tal movimiento tenga lugar. 
"Seguiremos hablando con Cs en los próximos días para que nos aclare su posición", han indicado las fuentes consultadas, que han subrayado que el objetivo que se ha marcado el regidor es el de que el Gobierno municipal "tenga la máxima estabilidad" en un momento en el que la salida de Cassá de Ciudadanos deja al Ejecutivo en minoría respecto a los grupos de la oposición. Frente a los 15 concejales (14 del PP y 1 de Cs) que suma el cogobierno, los 16 del PSOE (12), Adelante (3) y el propio Cassá como edil no adscrito.
"La aritmética es la que es: sacar adelante ordenanzas fiscales, presupuestos y proyectos de ciudad requiere el voto de 16 de los 31 concejales", han recordado desde el entorno de De la Torre. Unas cuentas en las que el apoyo de Cassá es esencial. 
La estrategia del mandatario local parece ir más allá de disponer de los apoyos suficientes para sacar adelante los grandes asuntos de la ciudad. Con Cassá en su equipo logra una segunda derivada de incalculable valor para quien suma ya veinte años al frente de la Alcaldía: desactivar una potencial moción de censura por parte del principal grupo de la oposición, el PSOE.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios