Málaga

Así avanza la obra del Metro de Málaga

  • Progresan los trabajos de arquitectura e instalaciones en las dos estaciones de la parte final del trazado

Trabajos que se están realizando en la estación Guadalmedina del Metro de Málaga. Trabajos que se están realizando en la estación Guadalmedina del Metro de Málaga.

Trabajos que se están realizando en la estación Guadalmedina del Metro de Málaga.

La Junta de Andalucía sigue avanzando en las obras de finalización de los tramos que separan el trazado del Metro de Málaga del centro de la ciudad, cuya culminación se fija para mediados del año 2022. Los trabajos que se mantienen en marcha incluyen desde la ejecución de la infraestructura, con la excavación del túnel por el que transitarán los trenes, como las tareas de arquitectura e instalaciones necesarias para hacer posible esa prolongación.

Estas últimas fases incluyen el suministro e implantación de los equipamientos imprescindibles para dotar a los tramos pendientes (Renfe-Guadlamedina y Guadalmedina-Atarazanas) de los sistemas de electrificación y comunicaciones, así como la protección contra incendios y drenaje y los acabados arquitectónicos de las estaciones Guadalmedina, junto a El Corte Ingles, y Atarazanas, en el lateral norte de la Alameda Principal. 

También forma parte de esta etapa de las actuaciones la implantación de todos los elementos necesarios para su explotación, como escaleras mecánicas, pedestres, ascensores, bocas de Metro, teleindicadores, máquinas de validación (tornos) y máquinas de autoventa y recarga de títulos de viaje.

Varios obreros en el interior de una de las estaciones en fase de construcción del Metro de Málaga. Varios obreros en el interior de una de las estaciones en fase de construcción del Metro de Málaga.

Varios obreros en el interior de una de las estaciones en fase de construcción del Metro de Málaga.

Estos trabajos han estado centrados en los primeros meses en revestimiento interior de los vestíbulos de las dos estaciones y dan continuidad a la ejecución de la infraestructura que, en el caso de Guadalmedina-Atarazanas, ya está concluida, y en el caso de la obra de terminación de Renfe-Guadalmedina se encuentra muy avanzado. A todo ello hay que agregar el suministro y montaje de la superestructura de vía, que fue objeto de licitación el pasado 4 de agosto y que se encuentra en fase de evaluación de ofertas. 

La última novedad dada a conocer este jueves por la Consejería de Fomento se refiere a la adjudicación del control de calidad, recepción y pruebas de funcionamiento de las obras de las instalaciones y arquitectura de estaciones. Un servicio, contratado a Investigación y Control SL, que garantiza que las obras se ejecutan con los estándares de calidad definidos en los proyectos. 

Las obras de instalaciones y arquitectura, que arrancaron el pasado 28 julio, superan los 25,76 millones de euros, incluyendo el presupuesto agregado de las obras de ejecución, la asistencia técnica a la dirección de las obras y el referido control de calidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios