Búsqueda del menor

El rescate de Julen se retrasa varios días y harán un segundo túnel vertical

  • Están rebajando 30 metros la superficie junto al pozo y, cuando finalicen, harán dos túneles verticales paralelos para intentar acelerar el proceso

  • La subdelegada del Gobierno, María Gámez, destaca que la obra es "extremadamente compleja"

Trabajos de excavación de este jueves en el pozo de Totalán. Trabajos de excavación de este jueves en el pozo de Totalán.

Trabajos de excavación de este jueves en el pozo de Totalán.

Todos los elementos parecen haberse puesto en contra del pequeño Julen. Si parecía difícil que el niño pudiera caer por el boquete de un pozo de apenas 25 centímetros de diámetro en la sierra de Totalán, como supuestamente ocurrió el pasado domingo, la orografía de la montaña tampoco está ayudando en nada a las tareas de rescate. De hecho, es una obra civil dentro de una operación de rescate. La esperanza de encontrar al niño de dos años con vida no se quiere perder, pero a nadie se le escapa que es sumamente complicado.

No hay una solución clara aún porque ni siquiera se sabe si el pequeño está o no a 71 metros de profundidad. Se estima esa distancia porque se ha encontrado un tapón de tierra y piedras, pero se desconoce si podría estar por debajo ya que ese pozo fue perforado en 110 metros. Todo es, cinco días después del suceso, incertidumbre y la familia está, lógicamente, destrozada.

Tras varias alternativas, la que se está utilizando ahora es rebajar el terreno situado junto al pozo en 30 metros para lo cual hay más de un centenar de personas trabajando desde esta madrugada. A las 13.30, el representante del Colegio de Ingenieros de Caminos de Málaga, Angel García Vidal, con el rostro marcado por el cansancio, ha señalado que habían conseguido reducir la superficie del suelo en 15 metros y que se confiaba en acabar esta noche.  Para ello ha sido necesario llevar una segunda excavadora de gran tonelaje. Cabe recordar que un agujero de 30 metros equivale a la altura de un edificio de diez plantas. 

La operación no es nada sencilla ya que están excavando una montaña, contra reloj, sin estudios previos del terreno e intentando mantener la seguridad tanto del niño como del operativo de rescate, así como de la carretera que conduce a Totalán.

Perforar un túnel hasta los 70 metros de profundidad podría tardar unas 14 horas si todo va correctamente.

Cuando terminen esa plataforma de rebaja de terreno, García Vidal ha indicado que, en lugar de hacer un túnel vertical como se había previsto, se harán dos de forma paralela. El objetivo es poder ir más rápidos y utilizar el túnel que se pueda perforar con menor dificultad. El representante del Colegio de Ingenieros de Caminos de Málaga ha explicado que perforar un túnel hasta los 70 metros de profundidad -el punto donde se encontraría Julen- podría tardar unas 14 horas si todo va correctamente. No obstante, los técnicos e ingenieros desconocen si se encontrarán más dificultades durante la excavación.

Además de los túneles verticales, los técnicos siguen trabajando en otras dos opciones, aunque están presentando mayores dificultades. Una de ellas es hacer un túnel horizontal, que está siendo ardua "por la inestabilidad del terreno y por su dureza", ha dicho García Vidal. También se valora la posibilidad de seguir succionando la tierra en el pozo. Dentro del pozo no se está actuando ahora.

El ingeniero de caminos ha preferido mostrarse prudente a la hora de hablar de tiempos. "Es obvio que todo el esfuerzo es para que el tiempo sea minimo, pero las dificultades son enormes al encontrarnos diferentes geotecnias, estratos que cambian casi constantemente las decisiones". El objetivo, reiteró García Vidal, es iniciar mañana por la mañana las perforaciones de los túneles verticales de forma que estén cerca del pozo, pero sin comprometer su seguridad, a unos tres metros y medio. Cuando se hagan, hay que construir además otras dos galerías horizontales para llegar a la altura del pozo donde cayó el menor.

El delegado del Colegio de Ingeniero Minas de la zona Sur, Juan López Escobar, reconoció en la mañana de este jueves que se están encontrando numerosos problemas a la hora de hacer el túnel horizontal para intentar acceder al menor porque hay desprendimientos de tierra. "Apuntar a donde está es complicado", explicó, y dijo que se podrían tardar aún de dos a cuatro días. 

Para más inri, el sábado está previsto que llueva en la provincia malagueña y eso podría dificultar aún más la tarea. "Intentaremos poner los medios adecuados. En un movimiento de tierras siempre afecta porque se hacen a la interperie y en una perforación no tanto, a no ser que caiga una gran cantidad", ha señalado Garcia Vidal.

El ingeniero de caminos ha asegurado que "tenemos muchos medios disponibles" y la mejor maquinaria para el movimiento de tierras, por lo que están contando con la tecnología necesaria. En condiciones normales, si fuera una obra normal, Garcia Vidal ha remarcado que en el trabajo que se está haciendo en cinco días se tardarían "meses" porque habría que hacer estudios geotécnicos, de viabilidad o de proyecto. 

La subdelegada del Gobierno en Málaga, María Gámez, ha reiterado que todas las administraciones públicas están concentrando todos sus esfuerzos en la localización y rescate de Julen, y ha confirmado que "no vamos a parar un solo minuto hasta rescatar al menor de allí, quiero que tengan la seguridad de eso". Así, ha querido aclarar que la operación es "una obra de ingeniería civil extremadamente complicada". "Estamos todos al 100 por 100 juntos para abordar el rescate de Julen", insistió Gámez.

Por su parte, el delegado del gobierno andaluz, Francisco Fernández España, ha subrayado que están actuando "desde el minuto cero" y ha precisado que "estamos ansiosos por tener un resultado positivo".

Tanto los políticos como los técnicos han coincidido en señalar que nunca se habían encontrado ante una obra de tal complejidad con el agravante además de ir angustiados por el tiempo al tratarse de un rescate.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios