Málaga

La falta de suministro de material por el coronavirus empieza a afectar a la construcción en Málaga

  • La patronal admite que muchas empresas están preparando expedientes de regulación temporal de empleo

Imagen de archivo de la construcción de viviendas en Teatinos. Imagen de archivo de la construcción de viviendas en Teatinos.

Imagen de archivo de la construcción de viviendas en Teatinos. / Javier Albinaña

El sector de la construcción en Málaga, actividad que el estado de alarma decretado por el Gobierno de España debido a la pandemia del coronavirus no ha suprimido, está viendo cómo la falta de suministro, tanto para las propias obras como para los profesionales que trabajan en ellas está abocándoles a la paralizacion de trabajos.

Aún hoy son muchas las obras que están ejecutándose y desde la patronal se les ha insistido en el cumplimiento de las medidas de seguridad, según ha precisado a Europa Press la secretaria general de la Asociación de Constructores y Promotores (ACP), Violeta Aragón.

No obstante, cada día se conoce empresas que van parando "porque les falta suministro para continuar la obra" y hay muchas fábricas que no están produciendo, o también porque hay trabajadores que quieren quedarse en casa ante la situación; otros que tienen que hacerlo porque han de cuidar a sus familias o porque se va acabando el material de protección para los obreros, que tampoco se puede comprar.

"Esto es una cadena y es muy difícil que unos paren y otros no. Se hace complicado porque evidentemente en la construcción es imposible teletrabajar. Son muchas empresas, muchas circunstancias", ha dicho Aragón, quien ha agregado que "seguir trabajando es una realidad cada vez más difícil por todo".

Hay constructoras están preparando expedientes de regulación temporal de empleo por causa de fuerza mayor aunque por el momento se desconoce el número. "Hay que mantener las medidas de seguridad, falta suministro de personal y de material y las empresas tienen que pensar en el corto, medio y largo plazo y para que siga sobreviviendo se tiene que llegar a los ERTE", ha manifestado.

"No es agradable tomar medidas pero si se hace es causa mayor y que eso no se ponga en duda", ha aseverado la secretaria general de la ACP, quien ha solicitado a las administraciones vías rápidas y urgentes "para inyectar liquidez a las empresas y ayudar a las que tienen que paralizar su actividad".

Respecto a la situación sanitaria en el sector, Aragón ha incidido en que se ha recomendado extremar esas medidas de prevención, "y sabemos que muchos lo están haciendo, queremos pensar que todos". Sí ha subrayado que los trabajadores están "muy concienciados y respondiendo muy bien a todas las condiciones que se les imponen; de manera ejemplar".

Aragón ha apuntado que se está comenzando a notar la falta de suministro para los propios trabajadores y ante el estado de alarma y el hecho de que las protecciones sean para sanidad "complica que las empresas puedan comprar y utilizarlo para sus empleados". "Los que tienen en uso las seguirán utilizando pero no se suministran nuevas", ha apostillado.

Respecto a la jornada intensiva, la responsable de la patronal de la construcción ha indicado que en muchas obras ya se está llevando a cabo y en otras se ha hecho una reorganización, con grupos de trabajo por las mañanas y otros por las tardes. "El objetivo es sobre todo evitar el momento de la comida, que habitualmente es de compartir", ha concluido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios