Educación

La mayoría de los institutos de Málaga iniciará el lunes las clases

  • Hasta el viernes los centros han citado a sus alumnos de forma escalonada para explicarles los protocolos del Covid-19

Alumnos del IES Torre Atalaya de Málaga, este martes, en el inicio del curso. Alumnos del IES Torre Atalaya de Málaga, este martes, en el inicio del curso.

Alumnos del IES Torre Atalaya de Málaga, este martes, en el inicio del curso. / Javier Albiñana

La vuelta a las aulas este septiembre será también especial para los alumnos de Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional. Los institutos de Málaga han vuelto a abrir sus puertas este martes, día fijado de forma oficial para comenzar, pero la mayoría de los centros de la provincia ha decidido retrasar el inicio de las clases para el próximo lunes 21 de septiembre, y aprovechar estos primeros días para informar a los estudiantes de las medidas y normas para prevenir el coronavirus. La idea es que tanto el equipo docente como los alumnos y padres, tengan claro cuál es el protocolo a seguir.

Fuentes de la Delegación de Educación en Málaga señalaron que desde la Consejería se ha dado flexibilidad a los centros y que estos tienen plena autonomía para organizar su inicio del curso. De este modo, cada instituto ha elaborado un plan para la incorporación progresiva del alumnado durante estos primeros días y será el próximo lunes cuando casi todos iniciarán las clases en el horario habitual.

Así lo harán en el IES Politécnico Jesús Marín de Málaga capital, donde la dirección ha organizado una presentación escalonada del curso para los diferentes grupos de estudiantes, que están citados hasta el viernes. “Es la única forma de reducir el número de alumnos”, explicó ayer Francisco Márquez, doncente de este centro educativo. Asimismo, las reuniones con el profesorado se han hecho de forma telemática.

A los alumnos que este martes han acudido al centro se les explicó que habrá un horario de entrada escalonado. Secundaria y Bachillerato entrarán a las 08.00 y media hora después lo hará FP. Además, cada grupo accederá por una puerta diferente, para evitar el contacto entre ellos.

Evidentemente, el uso de mascarilla es obligatorio y no se podrá compartir materiales. “Los primeros días de clase nos han aconsejado que estemos explicando el protocolo, cómo vamos a trabajar y cuál es el procedimiento”, indicó Márquez.

También les informaron de los cambios en la modalidad de enseñanza, que –acogiendose a las directrices de la Junta– será semipresencial para tercero y cuarto de ESO, Bachillerato y ciclos formativos. Otra particularidad del IES Politécnico Jesús Marín es que, por falta de espacio, varios grupos darán clase fuera de sus instalaciones. Así, los alumnos de primero de ESO irán al colegio Domingo Lozano, y dos grupos de FP de Informática se instalarán en un espacio cedido por el Ayuntamiento dentro del Centro de Recursos Participativos.

Con todo, será un curso complicado que, además, se estrena en los 348 centros educativos de la provincia con un incremento en el número de alumnos. En total, 174.391 estudiantes de Secundaria Obligatoria, Bachillerato, Ciclos Formativos, Formación Profesional Básica, Educación Permanente de Adultos, enseñanzas Artísticas elementales y profesionales e Idiomas que se incorporan a las aulas estos días. Son unos 10.000 más que el curso pasado.

La plantilla de profesores en estos niveles educativos se ha reforzado con 781 nuevos docentes, de los cuales 716 corresponden a los centros educativos públicos y 90 a los privados concertados, según ha precisado la Junta de Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios