Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Música

Los mil y un puntos cardinales de Daniel Lozano

  • El compositor malagueño publica su tercer disco, ‘Insight’, un caleidoscopio sonoro en el que participan una veintena de músicos

El compositor malagueño Daniel Lozano. El compositor malagueño Daniel Lozano.

El compositor malagueño Daniel Lozano. / Fernando Pozo

A comienzos de 2019, el compositor, pianista y teclista malagueño Daniel Lozano sorprendió a propios y extraños con el lanzamiento de Líricas, un álbum de aroma profundamente clásico grabado a piano y voz con la participación de cuatro sopranos de altura (Leonor Bonilla, Berna Perles, Amalia Avilán y Mercedes Gancedo) y un repertorio formado por composiciones en las que Lozano ponía música a versos de poetas malagueños como Manuel Alcántara y Antonio Viñas. En 2017, y después de una notable trayectoria como productor y músico de estudio, Lozano había debutado en solitario con La escalera del tiempo, en el que participaron figuras como Javier Ojeda y Celia Flores y con el que llegó a ser finalista de los Premios de la Música Independiente de España; pocos, por tanto, podían imaginar un cambio de rumbo tan significativo, por más que el carácter ecléctivo de Lozano, instrumentista de formación clásica y miembro del grupo Jarrillo Lata, invitara a esperar cualquier paso por su parte. Sin embargo, para cuando lanzó Líricas, lo cierto es que Lozano tenía listo el material para otro álbum: ocho temas de espectro diverso que reclamaban una producción de altura por su variedad y complejidad instrumental. Lozano, no obstante, decidió reservar aquellas composiciones para una ocasión posterior: “El problema es que compuse aquellos temas después de un acontecimiento difícil para mí y del que necesitaba poner más distancia. Comprendí que Líricas era justo lo que me apetecía hacer entonces, a la espera de que el otro proyecto llegara a madurar lo suficiente”, explica el músico. Después, con motivo de su incorporación como teclista a la banda de Javier Ojeda en solitario (y también, esporádicamente, a la formación de Danza Invisible), Lozano vivió buena parte del 2019 en la carretera, tomando esa distancia que necesitaba y perfilando el que debía ser su tercer disco. Finalmente, el álbum vio la luz hace unas semanas bajo el título Insight. Y, ciertamente, cabe afirmar que la espera ha valido la pena.

"Como compositor, soy de la escuela del ‘menos es más’. Prefiero decir menos cosas, pero mejor dichas", afirma Lozano

Grabado en los estudios de Puerto Records con el inefable Manolo Toro a los mandos, Insight cuenta en sus créditos con una veintena de músicos (en su mayoría malagueños), algunos tan ilustres como el saxofonista Enrique Oliver, el batería Coki Jiménez, los bajistas José Manuel Posada y Yohani Suárez y el guitarrista Agustín Sánchez. Las voces vuelven a quedar en manos de mujeres: Eva Montiel, Julia Martín y Luisa Limón no sólo interpretan los temas, también escribieron las letras en su momento, bajo la orientación temática de Daniel Lozano, quien desde el principio tuvo claro que el disco tendría que estar escrito y cantado en inglés “tanto por la musicalidad del idioma, más favorable a estos temas, como por la necesidad de romper todos los límites en lo posible”. El coro Gospel It y la aportación de Francisco José Fernández y Adriana Rojo completan la ambiciosa nómina de talentos participantes.

La definición de Insight en cuanto a estilos y géneros, tal y como admite el propio Lozano, no es precisamente sencilla. Desde el instrumental Impasse, en el álbum desfilan esencias contemporáneas muy diferentes, como matices propios del rock progresivo, miradas al pop sinfónico y cierta inspiración que, en las composiciones para piano como Maelstrom, oscilan entre el minimalismo tonal de Michael Nyman y la vocación impresionista de Keith Jarrett. “Como compositor, soy de la escuela del menos es más. Me preocupa la limpieza. Prefiero decir menos cosas pero mejor dichas”, sostiene Lozano. El primer adelanto del disco, Believe me, con la voz de Luisa Limón, llegó acompañado de un impactante videoclip dirigido por el cineasta Fernando Pozo, para quien Lozano ha compuesto varias bandas sonoras; y apunta el músico que este tema, inspirado en el mito del Ave Fénix, “representa bien el espíritu con el que fue compuesto el álbum, una especie de superación contenida”. Lo cierto es que al mapa sonoro de Daniel Lozano no le bastan cuatro puntos cardinales: hacen falta muchos más para cartografiar su talento.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios