Previa del Unicaja Baloncesto-Buducnost La primera noche (20:45)

  • El Unicaja abre la Eurocup, seguramente la gran aspiración de la temporada para el equipo cajista y la llave de la Euroliga

  • Espera el Buducnost, que abre una nueva era en el Carpena

Imagen de un entrenamiento de esta semana del Unicaja. Imagen de un entrenamiento de esta semana del Unicaja.

Imagen de un entrenamiento de esta semana del Unicaja. / unicaja b. photopress

Podría decirse que es uno de los primeros días grandes de la temporada. Es cierto que el Buducnost, pese a su pasado reciente en la Euroliga, no abarrota las taquillas. Pero sí lo es que comienza la Eurocup, seguramente el gran objetivo del Unicaja en esta temporada. El cambio en la vía de entrada a la Euroliga, gran aspiración, provoca ese desnivel. Por más que desde Los Guindos se insista que la ACB es igual de importante. Ese billete extra le da otra dimensión. Más inversión, mejores equipos, desarrollo continuo en la cobertura...

Como bien saben en el Carpena, la dificultad del torneo es gradual. Es una de las principales diferencias con su hermana mayor, que va a puño hincado desde octubre. Los de Luis Casimiro afrontan una fase de grupos a priori sencilla, donde sólo dos de seis equipos dicen adiós. Además de balcánicos y malagueños, el Arka Gydnia, el Trento, el Galatasaray y el Oldenburg forman el Grupo D.

El Buducnost es la primera piedra (cómo y dónde ver el partido). El club de Podgorica inicia una nueva era tras un año comiendo con la élite. Salieron los Norris Cole, Edwin Jackson, Goga Bitadze (será compañero de Domas Sabonis en los Indiana Pacers), Clark, Clarke... y llegaron los Bamforth (que coincidió con Casimiro en Sevilla), Wood, Cobbs, Nikolic, Meiers o Hassan. Obviamente, un proyecto de menor potencial económico. Hay referencias de la Supercopa de la ABA League, donde el Cedevita Olimpija de Ryan Boatright le pasó muy por encima. Prometen guerra, pero debe estar un peldaño por debajo.

El Unicaja, que no podrá contar con Axel Toupane, intentar encontrarse a sí mismo. Una victoria es el camino más corto para aliviar un ensamblaje que ya dejó dos victorias en el camino. Quién sabe si se echarán de menos. El partido de esta noche es un nuevo banco de pruebas para ver cómo avanza esa conjunción, que tiene en vilo al Carpena. El Baxi Manresa y el Iberostar Tenerife destaparon las costuras, especialmente en el rebote. Una faceta que se mira con lupa y en la que impera una mejora. Luis Casimiro explicaba ayer qué ocurre ahí.

Es la primera vez que el Unicaja encadena dos ediciones de la Eurocup, lo que no es gran síntoma. Queda el recuerdo de 2017, que abre el abanico de la esperanza. No será sencillo, la competitividad es alta. Igual que el premio. La Euroliga es un tren que no puede escaparse porque la brecha puede ser insalvable. En un año especial con la Copa en Málaga, la Eurocup puede marcar en buena parte la nota final en junio.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios