Unicaja Baloncesto El retrato robot de la plantilla

  • La plantilla tiene una media de edad de 27.6 años y 1.99 metros

  • Carlos Suárez y Alberto Díaz (séptima temporada), los más veteranos

Carlos Suárez, Jaime Fernández y Alberto Díaz. Carlos Suárez, Jaime Fernández y Alberto Díaz.

Carlos Suárez, Jaime Fernández y Alberto Díaz.

Terminada la configuración de la plantilla del Unicaja, a expensas de quién será el jugador número 13, en condiciones normales un canterano, se puede realizar un retrato robot de la plantilla que tendrá a su disposición Luis Casimiro para la temporada 2019/20.

Ya se ha hablado y escrito acerca de que aumenta la capacidad física y el músculo del equipo a cambio de algo de talento. Habrá que ver cómo el entrenador manchego moldea el plantel para que se adapte a su idea de juego, que deberá tener algunos ajustes por las diferentes cualidades de los jugadores que tendrá en esta campaña.

La media de edad con la que el equipo comenzará la temporada es de 27.6 años. Sólo habrá cuatro jugadores en la treintena, con Suárez (33) como el más veterano, con Elegar (32), Thompson (31) y Milosavljevic (30) detrás. El benjamín es Rubén Guerrero (23), con Alberto Díaz, Aleksa Avramovic y Josh Adams (25) por detrás. El grueso del equipo está en su punto de teórico máximo rendimiento o muy cerca de él por edad.

En cuanto a la altura, la estatura media de la plantilla será de 1.99 metros. Seis hombres están por encima de los dos metros y otros seis por debajo. El techo de la plantilla, después de que Shermadini lo fuera en las últimas campañas, será Rubén Guerrero. La reconfiguración final de la plantilla, con una pieza más por dentro, deja al marbellí con menos hueco teórico para tener minutos. De su buen hacer en entrenamientos y partidos dependerá su presencia en pista. El más bajito es Jaime Fernández (1.86 metros). En el Unicaja se le cataloga como el mejor fichaje haber conseguido amarrar su continuidad.

La estructura más habitual en plantillas de 12 jugadores está formada por siete hombres capaces de jugar en los puestos de uno, dos y tres y cinco en los de cuatro y cinco. La versatilidad es una característica de esta plantilla, con varios jugadores capaces de jugar en más de una posición. Quizá Alberto como base y los tres cincos (Elegar, Gerum y Guerrero) sean los únicos jugadores con una única posición pura. Los otros ocho pueden jugar al menos en dos.

Otro factor es que la permanencia media en la plantilla es de 2.6 temporadas. Alberto Díaz y Carlos Suárez, con siete temporadas cada uno, conforman el núcleo más veteranos. Waczynski jugará su cuarta y Milosavljevic, su tercera. Hay cuatro jugadores que debutan en la ACB, lo cual entraña siempre un punto más de riesgo. Serán Elegar, Ejim, Adams y Avramovic. Es cierto que todos han jugado en al menos dos países, algunos de ellos son trotamundos, como el pívot. A ellos hay que añadir a Rubén Guerrero, con apenas tres partidos en la élite del baloncesto español.

Es el retrato robot de la plantilla del Unicaja 2019/20. Esta es la teoría, en un par de semanas empezará a aplicarse la práctica.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios