Unicaja

La barrera de los 80 puntos

  • El Unicaja ganó 15 partidos de los 18 donde encajó menos de esa cifra, por cinco victorias en 19 duelos cuando el rival metió más

Alberto Díaz celebra en un partido reciente en el Carpena.

Alberto Díaz celebra en un partido reciente en el Carpena. / marilú báez

Desde que comenzara la temporada la defensa fue uno de los puntos débiles del Unicaja. De los peores en la ACB y también en la Eurocup, donde penalizó especialmente en el Top 16. Fue el tercer equipo que más encajó, con más de 88 puntos por partido. Una losa demasiado pesada que terminó con el equipo malagueño no pudiendo colarse entre los ocho mejores del torneo. Pero yendo más allá en la estadística hay un dato que, por evidente que parezca, es clave. Y está en la barrera de los 80 puntos, un listón a partir del que se pueden extraer muchas conclusiones. 

42 encuentros disputaron en este curso los cajistas. En 18 de ellos, que representa al 43%, el rival les metió menos de 80 tantos. Y ahí el balance es muy claro. 15 victorias y tres derrotas. El porcentaje de triunfos sube muchísimo cuando la defensa es óptima. Parece lógico, pero conviene destacarlo en una plantilla de la que se alaba mucho su potencial anotador. Y no tiene tantas opciones de ganar el Unicaja cuando juega a ver qué equipo mete más. En los 24 duelos restantes, cuando su contrincante anotó 80 o más, consiguió cinco victorias y 19 tropiezos. Un balance muy marcado por los meses de diciembre y enero, donde hubo una racha terrible y el club de Los Guindos permitía que los rivales se fuesen cada día por encima de los 90. Coincidió con las ausencias de hombres clave atrás como Alberto Díaz o Carlos Suárez, todo sea dicho. 

Se puede cerrar aún más el foco y extraer los datos con los dos entrenadores que hubo en esta campaña. Con Luis Casimiro, presente en esa trituradora, en 12 partidos de 31 el Unicaja encajó menos de 80 puntos. Ganó 11. Con Fotis Katsikaris, que dirigió 11 choques, pudo hacerlo en seis, más del 50%. Venció en cuatro. Cabe destacar que con el griego, aunque la muestra aún es pequeña, se ha dado un paso adelante importante en el rendimiento en defensa. Los dos duelos perdidos permitiendo menos de 80 son frente al Coosur Real Betis en su debut y frente al Barça este martes. Cada partido tiene sus matices, pero sí es una evidencia que la mejoría en el aro propio es destacable. 

Por ahí van a estar muchas de las probabilidades del Unicaja de terminar la temporada con el play off de la ACB. El calendario que queda hasta mayo tiene curvas, con seis partidos de los 11 restantes frente a clubes que están entre los ocho primeros. La barrera de los 80 puntos marca, en gran parte, la distancia entre la victoria y la derrota. Y el equipo malagueño está necesitado, ahora noveno en la clasificación. Para alegría de Katsikaris, en pocos días dispondrá de los 13 jugadores del primer equipo (tendrá que hacer un descarte) y subirá la competitividad. Y a la columna vertebral defensiva del equipo con Alberto Díaz, Carlos Suárez y Yannick Nzosa (uno de los mejores taponadores de Europa y el mejor menor de 18 años en la historia de la ACB) se ha sumado Malcolm Thomas, un especialista consumado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios