Vélez-Málaga

Ecologistas piden que se estudie el cierre definitivo del aeródromo de Vélez-Málaga

  • Aseguran que se “están realizando vuelos y operaciones sobre los núcleos de Vélez, Torre del Mar y Benamargosa”, pese a la prohibición

Imagen de archivo de una exhibición de vuelos acrobáticos en el aeródromo Leoni Benabú. Imagen de archivo de una exhibición de vuelos acrobáticos en el aeródromo Leoni Benabú.

Imagen de archivo de una exhibición de vuelos acrobáticos en el aeródromo Leoni Benabú. / M. H.

El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía (GENA)-Ecologistas en Acción plantea estudiar el cierre definitivo del Aeródromo de Vélez-Málaga, llamado Leoni Benabú y perteneciente al Real Aeroclub de Málaga, tras denunciar las molestias por contaminación acústica y la peligrosidad de los vuelos de avionetas.

El colectivo presentó este domingo una denuncia ante el Ayuntamiento de Vélez-Málaga y exige un acuerdo de esta administración local y el aeroclub “para que se garantice que nunca se vuele ni se hagan operaciones sobre el núcleo urbano de Vélez y Torre del Mar”.

El grupo asegura que se “están realizando vuelos y operaciones sobre los núcleos de Vélez, Torre del Mar y Benamargosa”, pese a que la normativa aplicable a aeronaves de estructura ultraligera tienen “terminantemente prohibido el sobrevuelo en núcleos urbanos y aglomeraciones de personas”.

Destacan la alta siniestralidad aérea en las cercanías, con fallecidos y heridos de gravedad, lo que puede deberse a que las ventiscas son más discontinuas por la orografía.

GENA añade que la cercanía del aeródromo con las áreas urbanas de la zona causa ruidos de motores constantes, lo que consideran que puede llegar a ser perjudicial para determinados sectores de población, como colegios o residencias.

El trazado de estas instalaciones se encuentra en la misma dirección que la zona norte de Vélez-Málaga, lo que obliga a que las maniobras de aterrizaje y despegue de las naves se realicen sobrevolando a poca altura esa parte de la localidad.

Aunque el aeródromo fue creado en 1995 para actividades aeronáuticas exclusivamente de tipo deportivo, los ecologistas aseguran que también se ha utilizado para otros fines como la publicidad con pancarta remolcada desde la cola, fumigación de cultivos o fotografías aéreas y uso turístico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios