Málaga

De la Torre aplaza sus grandes apuestas para este mandato en el Presupuesto de 2020

  • Limasa, con 109 millones, copa el 13% del gasto

  • Ni el eje litoral ni el Guadalmedina forman parte de las previsiones

  • El capítulo de inversiones cuenta con casi 81 millones, un 3,7% más

Susana Carillo, Francisco de la Torre y Carlos Conde, en la presentación del Presupuesto de Málaga para 2020. Susana Carillo, Francisco de la Torre y Carlos Conde, en la presentación del Presupuesto de Málaga para 2020.

Susana Carillo, Francisco de la Torre y Carlos Conde, en la presentación del Presupuesto de Málaga para 2020. / Javier Albiñana

El matrimonio político conformado por el Partido Popular y Ciudadanos en el Ayuntamiento de Málaga da a luz su segundo presupuesto municipal aplazando los grandes compromisos para el presente mandato. Ni la transformación del eje litoral, con el dibujado soterramiento del Paseo de los Curas y Muelle Heredia, ni la largamente anunciada intervención sobre el cauce Guadalmedina se hacen hueco en las previsiones económicas para 2020.

El alcalde, Francisco de la Torre, justificó esta elusión en el actual punto de maduración de ambas actuaciones. De acuerdo con las explicaciones dadas durante la presentación del proyecto presupuestario, el ejercicio próximo estará centrado en "avanzar" en los estudios del eje litoral, dando por "prácticamente imposible" el arranque de obra alguna; así como para sentar las bases con el resto de administraciones públicas para intervenir sobre el río.

El repaso a las cuentas anunciadas ayer no permite otorgar protagonismo claro a ninguna intervención con nombre y apellidos. A excepción de Limasa, para la que se reservan 109 millones de euros, siete más que en el actual ejercicio. Su peso es tal que recibe 13 de cada 100 euros contemplados, superando con creces, por ejemplo, los 101,7 millones consignados para acción social.

Diseño de la remodelación prevista en la Tribuna de los Pobres. Diseño de la remodelación prevista en la Tribuna de los Pobres.

Diseño de la remodelación prevista en la Tribuna de los Pobres.

El regidor relacionó el aumento para Limasa en la necesidad de responder a las obligaciones económicas asumidas con la plantilla, en el marco del nuevo convenio laboral. Aunque habrá que tener en cuenta, además, los costes de liquidación de la sociedad mixta, que puede rondar los 5 millones, como paso previo a su municipalización. La entrada en funcionamiento de Limpieza de Málaga no parece, en cualquier caso, factible antes del verano que viene.

La partida destinada a inversiones alcanza los 80,8 millones de euros, un 3,73% más que en el actual ejercicio. La cuantía, sin embargo, alcanza los 92,5 millones se incorporan los planes de conservación de las barriadas. Con todo, casi medio millar actuaciones sobre el terreno. Unos números a los que hay que añadir los 31 millones de las Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) aprobadas meses atrás por el Ayuntamiento pero cuya materialización sobre el terreno se producirá en los meses próximos.

El valor consolidado del Presupuesto, que el equipo de gobierno quiere que se apruebe en Pleno el 30 de diciembre, alcanzará los 843,9 millones en gastos, mientras que la previsión de ingresos es algo superior, de 845,7 millones. Dentro de este último capítulo es de reseñar una fuente poco o nada explorada en los últimos años: la venta de suelo.

La enajenación de terrenos municipales debe aportar al menos 20,7 millones. Y ello por medio de una operación ya formalizada, en la zona de Cañada del Tesoro; la anunciada subasta de una parcela junto a Tabacalera para un edificio de oficinas (con un valor de partida de 8 millones), y la decisión de sacar al mercado parte de los aprovechamientos en Torre del Río (donde se dibujan tres grandes edificios diseñado por Carlos Lamela), que podrían aportar otros 10 millones más.

Dentro del apartado de inversiones, la Gerencia de Urbanismo vuelve a ser el ente municipal que más dinero va a manejar, con 35,6 millones. Aunque es de reseñar que de esta suma, 7,2 millones (20% del total) se reservan para la adquisición de suelo, y otros 6 millones a aportaciones en juntas de compensación.

Además hay intervenciones que sin recoger inicialmente grandes cifras, sí tienen un marcado valor simbólico. Es el caso de los 400.000 euros que se destinan a la remodelación del puente de Tetuán, cuyo tablero norte fue reconstruido meses atrás por el Metro; o las actuaciones en los paseos marítimos de El Palo y Pedregalejo, con 200.000 euros cada una; o los 416.270 euros que se asignan al proyecto de reurbanización del Paseo de los Tilos. De una entidad superior son los 1,2 millones para el proyecto de calle Carretería, y los 600.000 euros para la remodelación de Trinidad Grund ambas intervenciones con financiación europea.

Al tiempo, el Ayuntamiento arrastra de ejercicios anteriores partidas que fueron presupuestadas pero que no pudieron ser materializadas, caso de 3,8 millones para el parque del Benítez, y 1 millón para el Auditorio. Sobre la primera de las operaciones, el mandatario local dio por seguro el inicio de las obras en 2020 e incluso su finalización.

El Instituto Municipal de la Vivienda (IMV) dispondrá de otros 10,6 millones, mientras que la Sociedad Municipal de Vivienda cuenta con 5,3 millones. Esta última entidad asigna pequeñas sumas para activar la construcción de 476 VPO en el sector Universidad, que tiene ya aprobada una importante ayuda por parte de la Junta de Andalucía. De manera precisa, según indicó el alcalde, se recogen partidas para "terminar, desarrollar o iniciar 1.140 viviendas en régimen de alquiler o alquiler con opción a compra".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios