Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Málaga

Lluvias en Campanillas: "Todos los vecinos estamos asustados al máximo"

  • Carmen Fernández, la presidenta de la asociación de vecinos Evolución de Campanillas, relata otra mañana de miedo ante las fuertes lluvias

  • Por el momento no hay incidencias significativas

Tapas de alcantarilla levantadas para aliviar las balsas de agua en la calle José Calderón de Campanillas. Tapas de alcantarilla levantadas para aliviar las balsas de agua en la calle José Calderón de Campanillas.

Tapas de alcantarilla levantadas para aliviar las balsas de agua en la calle José Calderón de Campanillas. / Javier Albiñana (Málaga)

Cuando la alerta amarilla pasó a ser naranja por fuertes lluvias en la zona del Guadalhorce, el nerviosismo se propagó entre los vecinos del distrito de Campanillas. En plena recuperación de las cuantiosas pérdidas de las inundaciones del 25 de enero y con el miedo aún en el cuerpo tras lo vivido la madrugada de aquel fatídico sábado, enfrentarse a la fuerza del agua no ha sido fácil.

"Aquí estamos todos los vecinos asustados al máximo", asegura Carmen Fernández, presidenta de la asociación de vecinos Evolución de Campanillas. "Tengo el móvil que me va a reventar, todo el mundo mandándome vídeos e información", indica desde su casa e intentando, como la gran mayoría, cumplir con el confinamiento. 

Por el momento no se han producido graves daños, nada que ver con la riada de enero y los destrozos que ocasionó el arrastre de coches, contenedores, trozos de muros y mobiliario urbano. Pero desde la entidad vecinal consideran que se tiene que dar una solución urgente al arroyo de los Pilones. "Tenemos la parte baja de Campanillas toda inundada por culpa del arroyo de los Pilones, todo otra vez anegado, si no se arregla este problema del arroyo sucederá otra vez", explica Carmen Fernández. 

Y subraya que "este arroyo viene por el PTA, se hizo una ampliación y un encauzamiento perfecto, pero de ahí hasta Campanillas se quedó ciego, esa parte se estrecha mucho y está sin limpiar, hay que darle un drenaje y hacerle una cosa en condiciones, porque cada vez que caen dos gotas la parte baja del distrito se inunda". 

A las 8:00 empezó a llover con intensidad y Emasa, además de Protección Civil, Policía Local, Servicios Operativos y Bomberos, acudieron al lugar para levantar alcantarillas e intentar reducir las balsas de agua, que acumulaban unos 20 centímetros de agua. Se han cortado algunos tramos de las calles Cristobalina Fernández y José Calderón, las arterias principales del barrio.

"En alguna casa le ha entrado agua en el sótano, tenemos tres incidencias, por el momento y los arroyos Colmenarejo y Fresneda se han desbordado, la carretera de la Fresneda se ha tenido que cortar por el arrastre de tierras que ha producido la crecida del cauce", explica la concejala del distrito, Ruth Sarabia.

Sarabia asegura que no se ha desbordado el arroyo de los Pilones, pero sí que ha arrastrado el agua a través de los campos y ha bajada hasta la calle Cristobalina Fernandez. Tampoco el rió Campanillas, aunque lleva un caudal bastante grande. Por el momento se sigue actuando a la espera de que pase el peligro. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios