Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Ballena | Grupo de pop “Nuestra música no se corresponde con lo que la gente entiende como indie”

  • La banda malagueña presenta el próximo miércoles en Fnac Málaga su segundo trabajo, ‘Odisea Ballena’ 

  • El humorista Joaquín Reyes ha participado en el diseño y arte del disco

El grupo malagueño Ballena, en una imagen promocional. El grupo malagueño Ballena, en una imagen promocional.

El grupo malagueño Ballena, en una imagen promocional. / Javier Rosa

Acaban de publicar su segundo disco, Odisea Ballena, avalado por el sello por excelencia en la escena independiente, Subterfuge Records. Son días de ensayo para preparar el nuevo directo, así que les pillo en los locales de Castle Rock repasando el nuevo repertorio. En la sala están Miguel (guitarra y voz), Juande (Batería) y Alejandro (guitarra). Los tres crearon allá por 2015 Ballena, un proyecto de superbanda malagueña: todos venían de diferentes grupos. En la actualidad, les acompañan Sixto al teclado y Alfonso al bajo, que no ha podido venir al ensayo. Llego al final, les queda por tocar Valora tu surf, Torre descontrol y Niágara, tres temas de este último disco recién estrenado que no para de darles buenas noticias. Tras el ensayo, una lata de cerveza y un buen rato de charla con Juande y Miguel.

-Tengo que preguntar por el nombre del disco, ¿ha sido una odisea esta grabación?

-Juande: Todo es una odisea con Ballena, tenemos tantas movidas personales cada uno... Además, tenemos dos miembros que son de Ballena, pero flotantes , van y vienen, organizar todo esto es una movida. De hecho, el nombre del disco iba a ser El milagro Ballena.

-La culpa la tiene Viva Suecia.

-Pues sí. Cuando le comentamos a la discográfica el nombre que habíamos pensado para el disco se quedaron un poco confusos: “¿Cómo? No puede ser, estamos a punto de publicar un disco de Viva Suecia con el mismo nombre”. Me acuerdo que se lo comentamos a un colega y nos respondió “vaya, una odisea todo, ¿no?”. Y pensamos: listo ya lo tenemos, y nos quedamos con Odisea Ballena.

-¿Cómo ha sido la evolución musical con respecto al primer trabajo, Navarone?

-Miguel: El simple hecho de conocernos más y de tocar más tiempo juntos se nota. Cuando te reúnes para hacer música con gente con la que no lo habías hecho antes estás conociéndote. Igual que te conoces personalmente con alguien, también te conoces musicalmente y cuando ese lenguaje musical se consolida y empezamos a saber lo que le gusta a cada uno es cuando se evoluciona de una manera natural, sin buscarlo. Nosotros tenemos siempre la intención de hacer canciones buenas, no pensamos en hacer temas que lo peten y que hagan bailar a la gente en los festivales. Nos gustaría, todo el mundo quiere que sea así, pero no nos basamos en eso para hacer una canción, sino en que nos guste a nosotros y tenga calidad. Naturalmente, evolución ha habido, ahora que ha pasado un tiempo y escuchamos el disco, notamos que hay más espacios y más silencios, hemos aprendido a controlar los silencios, que es lo difícil.

-¿Cómo definiríais vuestra musica?

-Miguel: Cuando salió el disco anterior, nos etiquetamos nosotros con el género pock, como pop-rock, pero en una sola palabra, una cosa que nos inventamos. Nuestras canciones son muy diferentes entre sí. Realmente, nos da igual donde nos metan para clasificar nuestra música, somos un grupo que quiere hacer buenas canciones y ya que que cada uno nos etiquete como quiera.

-Juande: Yo creo que al final somos un grupo de pop.

-Miguel: Pues sí, un poco de todo. ¿Un grupo de indie? Bueno, sí. Aunque la palabra indie está muy manipulada.

-Juande: La etiqueta indie ha ido dando muchos tumbos y ha abarcado una enorme cantidad de estilos que no tienen que ver unos con los otros. Me da la impresión de que cuando la gente habla de indie suele pensar en música en español con un peso melancólico en las melodías y en ese punto común que tienen las bandas que realmente son indies como Love of Lesbian o tantas que hay. Aunque estamos en el sello indie por antonomasia, al escuchar desde fuera nuestra música, realmente nuestro sonido no es el que la gente entiende por indie. No tenemos ese punto melancólico, menor. Somos un grupo más pop y luminoso. Tampoco tenemos esos himnos que la gente espera cantar y bailar en los festivales, siento que hay menos pretensión.

-¿Os desmarcáis entonces de esa hornada de bandas?

-Miguel: Tampoco es meditado. Cuando llegamos a un festival donde hay muchas bandas indies, aunque nos llevamos genial con ellos y son colegas, notamos que van más predispuestos, a comerse el escenario, hay más fenómeno fan. Nosotros llegamos en nuestros coches, con toda la humildad del mundo. Cuando alguien nos dice que le mola una canción nuestra, yo me emociono y no me lo creo. No vamos de estrellitas en plan: “ya sé que nuestra canción mola”. Quizá, nosotros si nos desmarcamos de ahí, pero no premeditado. Somos muy naturales.

-Juande: La odisea del grupo, además de las movidas personales de cada uno, es que todos queremos que las canciones tengan calidad y molen, a partir de ahí, surgen los problemas. Si tienes claro que quieres hacer canciones que suenen igual a The Killers, pero en español, ya está hecho, se acabaron lo problemas, copias el sonido y el estilo y listo. Aquí el rollo es llegar, empezar a componer y que el resultado nos llegue. No hay pretensión con los temas que componemos, si es cantable bien y si no es cantable pues nada. La cosa es que nos guste a nosotros.

-El artwork del disco es obra de Joaquín Reyes, ¿cómo han conseguido su colaboración?

-Miguel: Todos somos fans de Joaquín, desde el primer disco comentamos que sería muy guay que hiciera una portada de Ballena, sabíamos que había colaborado con otras bandas y conseguirlo sería genial. Lo anecdótico no es que Joaquín Reyes haga portadas, sino que sea cómico, él se formó como ilustrador y trabajó como tal. Vino a Málaga a hacer una charla y le llevamos un disco nuestro en plan fan y le propusimos hacer la portada de nuestro próximo trabajo. Evidentemente, pensábamos que iba a pasar de nosotros, es un tío que está metido en mil historias, pero nos llevamos la sorpresa. Por medio de un amigo, nos dijo que sí, que Joaquín hacía la portada. Nos decía que le había flipado Navarone, que le gustaba cómo sonaba Ballena y que accedía a hacer el diseño. A partir de ahí, empezamos a ver fechas y a adaptarnos un poco a él. La verdad que se implicó mucho, no solo hizo la portada del disco, todo el arte y el diseño del sobre del vinilo es obra suya.

“Somos un grupo que solo quiere hacer buenas canciones, que cada uno nos etiquete como quiera”

-Volvamos al principio. Ballena nace como una superbanda, todos los miembros venían de diferentes grupos, pero ¿cómo se gestó el proyecto?

-Juande: Ale estaba tocando en Fila India, grupo en el que también estuvo Miguel. En un momento dado estaban dejando de tocar y Miguel siempre había tenido ganas de montar algo aparte. Yo también tenía ganas de tocar con Alejandro, nos conocemos desde la adolescencia, pero no habíamos coincidido tocando juntos. Todo empezó en el Canela Party de 2015, allí coincidimos y empezamos a hablar de montar algo. Por esos tiempos nos turnábamos los instrumentos, yo a veces cogía el bajo y otras la batería, aún componiendo el disco no teníamos definidos los puestos de cada uno en la banda. Cuando empezamos a preparar el directo ya si buscamos un bajista y yo me pasé a la batería. Y así estamos ahora, nosotros tres y Sixto al teclado y Alfonso al bajo.

-¿Y la llegada a Subterfuge?

-Yo conocía a Carlos Galán, el capo de Subterfuge, de cuando trabaja de road manager con Fila India. Le comenté que tenía algo que enseñarle, así que me cogí un AVE y me planté en Madrid con las canciones del disco. No teníamos muchas expectativas. Un día dejando a los niños en el cole, me escribió un mensaje por Facebook y me dijo que le encantaba el disco. Estaba en un avión con Anni B Sweet yendo a Perú, y me dijo que al regresar firmábamos. Y así fue, nos fuimos Juande y yo a Madrid y luego lo celebramos en un asturiano.

-En el tema El conjunto se menciona la precaria situación de trabajar en la música y especialmente en la escena independiente. ¿Cómo sobrevive Ballena?

-Juande: De la música ya te digo que no (ríe). Cada uno tenemos nuestro trabajo, además cada disco requiere de una inversión de pasta inicial y después, poco a poco se va recuperando. Las discográficas independientes no te dan dinero, tu te pagas el disco y ellos te prestan un servicio de marketing y promoción. Con el anterior disco hicimos las cuentas y nos dimos con un canto en los dientes, lo comido por lo servido, al menos recuperamos lo perdido, otras bandas no consiguen ni eso.

-Miguel: Conocemos a mucha gente que toca en grupos famosos y la verdad que los vemos agobiados cada vez que sacan algo, saben que hoy en día es todo muy efímero. La gente joven ya no va a los festivales de este tipo, les mola más el rollo del trap, es la realidad de hoy en día.

-¿Se sienten satisfechos con el reconocimiento del público o esperaban algo distinto?

-Juande: A nosotros nos dicen el primer día que nos metimos al local de ensayo que en tres años estábamos grabando nuestro segundo disco con Subterfuge y nos hubiéramos hartado a reír. Nuestras expectativas eran prácticamente cero. Con el tema del público, como comentábamos antes, no hacemos las canciones para que guste a la gran mayoría. La poca gente que las disfrute ya es una gran satisfacción para nosotros.

-Miguel: Desde dentro de la banda es muy difícil tener una realidad fiel de lo que pasa. Si cuando empezamos nos hubiéramos planteado vender un millón de discos no estaríamos contentos, pero como nos planteamos pasarlo bien y hacer la música que nos gusta, no es que estemos contentos, estamos flipando.

-¿Y cómo es la respuesta en Málaga?

-Con Navarone hicimos solo una presentación en sala, en la Velvet, además de conciertos organizados por la Diputación. Creemos que la respuesta aquí es muy buena, pero tampoco hemos dicho de tocar en salas de mediana capacidad como La Trinchera y ver qué pasa. Cuando hemos querido hacerlo no se ha podido por contratos con algún festival, que nos impiden hacer salas durante un tiempo previo a la celebración del evento por temas de exclusividad. Por eso, preferimos esperar por si se cierra algo con algún festival para hacer una presentación en sala. De momento tenemos muchos frentes abiertos que iremos contando.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios