Unicaja

La labor para prevenir lesiones: "Intento estar todo el día en contacto con el jugador"

  • "Hay mucha preocupación, pero también mucho feedback", cuenta el preparador físico Diego Vázquez

Diego Vázquez trabajando en pretemporada con Avramovic en el Carpena. Diego Vázquez trabajando en pretemporada con Avramovic en el Carpena.

Diego Vázquez trabajando en pretemporada con Avramovic en el Carpena. / unicaja b. photopress

Sorprendían no por inesperadas, pero sí por lo contundentes, las palabras de Adam Hanga. "Los jugadores tenemos más miedo de la lesión que del contagio", decía de manera clara el húngaro. Es una preocupación común en los 12 clubes que se disponen a reanudar la ACB en Valencia en unas semanas. Están todos los mecanismos también puestos en marcha en ese sentido dadas las circunstancias tan especiales para este regreso a la competición. Sobre ello hablaba de manera amplia Diego Vázquez en Carrusel Deportivo. "La prevención de lesiones es muy importante y lo tenemos en mente todo el rato. También hemos podido comprobar que la pérdida de masa muscular en casa es notable. Hay que empezar un poco por ahí, ese trabajo de fuerza es muy importante. Sobre todo a nivel de musculatura de pies y de eje del tobillo, que es donde esa pérdida puede afectar un poco a esos movimientos que realizan en la pista tan explosivos", comenzaba el preparador físico del Unicaja

"Si queremos que lo hagan a ese ritmo gente tan grande y tan pesada hay que empezar a activar poco a poco toda esa maquinaria: tendones, musculatura, articulaciones... que han estado más paradas y haciendo otra tipo de actividad a la que están acostumbradas a hacer. Al final las lesiones es muy importante que no ocurran, pero con este poco margen de tiempo... Con dos semanas de contacto y dos semanas de competición, que va a ser muy densa y con poco tiempo de recuperación entre los partidos, preocupa y más viendo lo que está pasando en el fútbol en Alemania", ampliaba el malagueño, que daba a conocer su labor diaria en un apartado implícito en el deporte e incontrolable al 100%: "Hay mucha preocupación, pero hay mucho feedback con el jugador. Intento estar todo el día en contacto, tanto por la mañana cuando se levantan para que me den su primer diagnóstico para ver cómo han descansado y si tienen algún tipo de dolor o estrés, y después de cada entreno igual. Hago un cuestionario básico para valorar el esfuerzo y la intensidad de la sesión y que llevo haciendo desde que estaban en el confinamiento. Ahora estoy preparando todos los datos de entrenamiento en casa, luego individual y ahora con contacto. La verdad es que está bastante bien porque el feedback que te da el jugador de dolores o de super esfuerzo es curioso y da bastantes resultados". 

El equipo cajista ya empezó los entrenamientos con contacto, que dejan atrás un largo periodo de una actividad física muy diferente. Sin precedentes a estas alturas de temporada. "Es difícil porque sabes que no tienen una casa grande y nosotros lo que hicimos fue darle trabajo individual a cada jugador y antes de empezar el confinamiento me dio tiempo a enviar material a las casas. Mandé bicis y gomas o mancuernas para que tuvieran herramientas para ese trabajo. Es bastante complicado porque el espacio es muy reducido. Han pasado mucho tiempo sentados en un sofá, a lo mejor viendo la tele o leyendo un libro, pero han estado poco tiempo de actividad moviéndose. Hemos intentado que dentro de lo que se podía hicieran algo de preparación física en casa. También hay que tener en cuenta que esos impactos son diferentes a los que después hacen en la cancha y que las distancias son más cortas también", afirmaba. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios