Testimonios de vecinos tras la explosión en Torre del Mar "Sentía que volaba de la cama"

  • Un edificio de 20 viviendas desalojado, cristales que llegaron hasta dos calles, cascotes en los tejados y muebles a punto de caer a la calle. Así han sido los daños sufridos en las cinco viviendas afectadas por la deflagración de gas 

El edificio en el que se produjo la explosión en Torre del Mar

El edificio en el que se produjo la explosión en Torre del Mar / Consorcio Provincial de Bomberos

Estaba impedida. Tenía dificultades para desplazarse y lo hacía con la ayuda de un andador. Era querida por los vecinos, que solían subirle comida hasta la casa, ya que ni ella ni su pareja, de 88 años y también británico, podían cargar demasiado peso. Así definen a la anciana que a primera hora de este miércoles falleció en la deflagración de gas ocurrida en el inmueble donde residía junto a su marido, que logró salvarse. En su caso, el presidente del Consorcio Provincial de Bomberos (CPB) de Málaga, Manuel Marmolejo, habla de milagro. Porque la fuerte onda expansiva que provocó la explosión sacudió con virulencia la casa y también otras cuatro viviendas colindantes. "Estaba barrida, literalmente", relata todavía impresionado el portavoz de los efectivos.

Los dos pisos más próximos a la zona de la deflagración, fueron unos de los perjudicados. Tienen daños de importancia en el forjado de la parte superior y de la inferior, en la que además se produjo una perforación. El impacto hizo que los cristales, que cubrían la fachada exterior, salieran disparados hacia dos calles. "Sentía que volaba de la cama", manifestaba una de las vecinas que reside más cerca del inmueble en el que ocurrió la explosión. 

Otro de ellos, vecino también colindante, acababa de abrir la persiana cuando se vio sorprendido por el estruendo. La deflagración había reventado toda la cristalera de su inmueble.

Los bomberos recibieron a las 7:15 el aviso que alertaba de una fuerte explosión ocurrida en el número 2 de calle Cañaveral, en un edificio de tres plantas con más de una veintena de casas que, sin embargo, no ha sufrido daños estructurales. Los bomberos lo desalojaron en su totalidad para poder desarrollar tareas de desescombro ante la gran cantidad de cascotes visibles en varios tejados de la zona, en la que había una gran acumulación de gas. La escalera quedó impracticable. 

Sillones y muebles "a punto de caer a la calle" 

El presidente del Consorcio, testigo ocular de los daños ocasionados, observó cómo la verja de una de las terrazas "contenía sillones y muebles", que estaban "a punto de caer" a la vía pública. Una vez que el bloque había sido evacuado, más de una docena de efectivos continuaron las labores de prevención y saneamiento de fachada y procedieron al corte del suministro eléctrico. El anciano fue trasladado en una ambulancia hasta el Hospital Comarcal de la Axarquía. Allí, los sanitarios lo atendieron en el área de Observación de Urgencias. Su estado no revestía gravedad. 

Hacia las 11:30, el juez de guardia autorizó el levantamiento del cadáver de la fallecida. La mujer yacía sin vida entre los cascotes. Hasta allí se desplazó también el equipo de emergencia sanitaria 061 situado en Vélez-Málaga y se desplegó un dispositivo de cuidados críticos y urgencias de la zona, ambos dotados de médicos, enfermeros y técnicos de emergencias sanitarias.

Los sanitarios atendieron en el lugar a dos personas que habían sido rescatas por los bomberos de la localidad y que residían en el edificio afectado. Se trataba del hombre de 88 años que fue trasladado al hospital comarcal por la UVI móvil del 061, tras activar el código trauma para su atención directa por el servicio de traumatología del centro hospitalario y una joven de 26 años, que, según las informaciones aportadas por el servicio de emergencias sanitarias 112 Andalucía, fue desplazada por el dispositivo de cuidados críticos y urgencias de Torre del Mar al hospital de Vélez con heridas leves.

La Policía Nacional continúa investigando las causas que motivaron los hechos. Fuentes municipales precisaron que la hipótesis que se contempla es que explotaran dos bombonas de butano. Los técnicos del Ayuntamiento de Vélez-Málaga serán los encargados de evaluar el estado del inmueble. Los servicios sociales trabajaban desde primera hora en el realojo de los vecinos que no podían regresar a sus casas. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios