2011 Elecciones

Interior constata la ausencia de incidentes en las acampadas

  • Rubalcaba se reúne con la cúpula del Ministerio del Interior sin tomar ninguna medida · Los reunidos ayer evitaron toda referencia política para evitar problemas

La cúpula del Ministerio del Interior constató en una reunión celebrada en la mañana de ayer que no se produjo ningún incidente en las protestas del denominado movimiento 15-M que tuvieron lugar al comienzo de la jornada de reflexión en ciudades de toda España, en las que calcula que participaron alrededor de 58.000 personas.

El vicepresidente primero del Gobierno y ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, se reunió a primera hora de ayer con la cúpula de su departamento para analizar las concentraciones que se celebraron en toda España, especialmente la que tuvo lugar en la Puerta del Sol de Madrid, y el dispositivo policial desplegado para garantizar el orden público.

En este encuentro constataron que las concentraciones transcurrieron de forma pacífica y sin ningún incidente, pese a haber sido prohibidas por al Junta Electoral Central por tener lugar durante la jornada de reflexión para las elecciones municipales y autonómicas que se celebrarán hoy.

A pesar del veto de las protestas por parte de la Junta Electoral Central, el movimiento 15-M permanece incansable en la Puerta del Sol. Durante los primeros minutos de la jornada de reflexión, los organizadores pidieron a los manifestantes que evitaran las consignas políticas, así como las alusiones a la posibilidad de abstenerse. Decidieron no levantar el campamento y ejercer el derecho a realizar "una jornada de reflexión colectiva", respetando en todo momento a todos aquellos que optaran por llevar a cabo una reflexión individual. La organización también se comprometió a "no tomar decisiones trascendentales hasta el lunes" en sus asambleas. Y es que el día previo a las elecciones se planteaba como todo un reto para "dar un ejemplo al Gobierno, a España y al mundo". Aunque la Policía Nacional no impidió finalmente la concentración, sí desalojaron a varios grupos congregados en plazas cercanas a Sol, como Jacinto Benavente, Tirso de Molina o Carretas.

Los organizadores del movimiento 15-M pidieron a los manifestantes que evitaran durante toda la jornada de reflexión cualquier grito, consigna o pancarta en referencia a partidos políticos, así como a la posibilidad de ejercer o no el derecho a voto. El objetivo de esta decisión era, según uno de los portavoces, "respetar los derechos de todos los ciudadanos y no crear más problemas".

Asimismo, la organización defendió el derecho de los presentes a realizar una reflexión colectiva, aunque sin olvidar el derecho de aquellos que decidieran reflexionar de forma individual. Con ello se persigue "dar un ejemplo al Gobierno, a España, al mundo".

Al grito de "esta pancarta no nos representa", algunos pedían que se retirara una pancarta que rezaba a uno de los vuestros yo no voto. Desde megafonía también se pidió que se evitara criticar a los medios de comunicación. Y es que, tal y como afirmó uno de los portavoces, a pesar del daño que han hecho, "tenemos que estar por encima".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios