Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Bajada de precios

Tractorada en Antequera contra una situación "insostenible": "Si el campo se para, la ciudad no come"

  • Asaja, Upa, Coag y Cooperativas Agro-alimentarias de Málaga anuncian una movilización para el próximo jueves en la A-92

  • Las organizaciones acuerdan cuatro demandas conjuntas

Tractor trabajando en una explotación de ajos de Antequera. Tractor  trabajando en una explotación de ajos de Antequera.

Tractor trabajando en una explotación de ajos de Antequera. / Javier Flores (Málaga)

La imagen lleva repitiéndose varias semanas. La última vez, este miércoles a las puertas del Ministerio de Agricultura, en Madrid. Los agricultores y ganaderos de toda España están saliendo a la calle para denunciar la situación que vive el sector y para exigir al Gobierno soluciones para una situación que califican de "insostenible". En Málaga, Asaja, Upa, Coag y las Cooperativas Agro-alimentarias llaman a la movilización en una tractorada prevista para el próximo jueves, 13 de febrero, en Antequera, que discurrirá por la A-92, entre la zona de Los Llanos y el recinto ferial. 

Las organizaciones agrarias van al unísono en base a un documento "de consenso" basado en cuatro puntos: el reconocimiento del sector como "estratégico" para el país, la demanda de precios que garanticen la rentabilidad de las explotaciones, la defensa de los intereses nacionales frente a los aranceles y terceros países y una planificación hidrológica seria. 

"Si el campo se para, la ciudad no come. Si las administraciones no apuestan ni ponen en valor nuestra figura como un elemento estratégico de la economía del país, no van a defendernos", ha aseverado Baldomero Bellido, presidente de Asaja Málaga. La reivindicación pone el foco en el valor de los trabajadores del campo: "Además de proporcionar alimentos sanos y de calidad, generamos empleo estable en las zonas rurales y somos la única garantía para la supervivencia del mundo rural. Los agricultores y los ganaderos no somos el problema, somos la mejor solución", ha explicado Carlos Cinta, gerente de Cooperativas Agro-alimentarias de Málaga. 

La principal demanda de las movilizaciones que se están llevando a cabo por todo el país es un precio justo para los productos agroalimentarios. "Estamos a merced de los intermediarios y de las cadenas de distribución. No hay explotación agraria que gane algo y nadie hace nada", ha criticado Cinta. Según el presidente de Coag, Antonio Rodríguez, el sector está "aparentemente" en un mercado libre, sin embargo "por arriba vemos como un par de multinacionales lo mueven todo y nosotros siempre somos el último eslabón". Por eso, demandan una ley de la cadena alimentaria que acabe con los desequilibrios en la formación de los precios.

Según ha explicado el presidente de Asaja, la facturación de 2019 disminuyó un 9% y este año se espera que lo haga más de un 10, afectando además a más sectores. Entre todos, el olivar es el que por el momento se lleva la peor parte: "Hay algunos agricultores que están recogiendo aceitunas sabiendo que no van a tener beneficios", ha indicado. Para este producto en concreto, piden "medidas de regulación" que aseguren que "el almacenamiento privado se haga con cantidades que realmente influyan en el mercado". 

Las organizaciones exigen además a las administraciones una "contundente defensa" de los intereses del sector en el mercado exterior. "Europa ha ayudado mucho pero hay que insistir en el mercado común", ha dicho Bellido, poniendo el acento en la aplicación "discriminatoria" de los aranceles por país y producto así como en "la competencia desleal" que supone, a su juicio, las política respecto a terceros países. 

Un plan hidrográfico "serio"

Otro de los problemas con el que llevan años lidiando los agricultores y ganaderos es el agua. "Es inadmisible que las aguas de ríos y arroyos sigan yendo al mar y que para cualquier concesión u obra para almacenarla la tramitación sea interminable. Se siguen criterios obsoletos y lentos, todo es hiperrestrictivo", ha explicado Cinta.  

Por todo, piden una planificación hidrológica "seria y compatible con la rentabilidad de nuestras explotaciones" así como la mejora de las infraestructuras hidráulicas que permitan "el máximo aprovechamiento" de las aguas. 

En Málaga, según datos de estas entidades, hay unas 40.000 personas relacionadas con el sector agrario. "La gente necesita desahogarse, desforgar, hay mucho agotamiento y no vamos a parar hasta que esto se arregle", ha concluido. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios