Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Málaga

Voluntarios trabajan más de 5.500 horas en 12 días para recuperar Campanillas tras las inundaciones

  • Han repartido más de 18.000 productos de higiene y limpieza y han actuado en 180 domicilios

  • Del 29 al 31 de enero más de 400 personas colaboraron para limpiar y eliminar fango

Voluntarias y damnificadas en el punto de acopio del centro Beltrán Lucena. Voluntarias y damnificadas en el punto de acopio del centro Beltrán Lucena.

Voluntarias y damnificadas en el punto de acopio del centro Beltrán Lucena. / Javier Albiñana (Málaga)

Los datos ponen cifras a la magnitud de la respuesta humanitaria recibida en Campanillas tras las inundaciones del 25 de enero. Se han calculado unas 5.500 horas de trabajo voluntario entre el 27 de enero y el 7 de febrero, se han entregado más de 18.000 unidades de productos de limpieza e higiene y 7.000 prendas de vestir y ropa de hogar, se ha actuado en más de 180 domicilios de Campanillas y en la primera semana más de 400 personas retiraron lodos de las calles.

Estos datos han sido recogidos en el informe Emergencia Social y Humanitaria en Campanillas elaborado por la Organización Social de Acción Humanitaria (OSAH).

Dos días después de la destructiva riada llegaron al distrito número nueve miembros de la OSAH en Málaga, entre ellos su presidente, Antonio Paneque, para coordinar la gran cantidad de colaboraciones que ya estaban prestando tanto particulares como miembros de la Asociación Cultural El Carmen.

En el centro Antonio Beltrán Lucena se estableció un punto de acopio de donaciones y recepción de ayuda y se habilitó una línea telefónica atendida ininterrumpidamente por personal voluntario. El primer paso, como relatan en el informe, fue convocar a las personas dispuestas a ayudar “para garantizar presencia y manos suficientes en el centro de acopio y la respuesta desbordó cualquier previsión por optimista que pudiera ser”, indica la entidad.

En la relación de acciones desarrolladas destacan que se ha atendido un promedio de 150 llamadas diarias al teléfono del centro. Desde allí se ha coordinado la acción de más de 120 voluntarias y voluntarios en tareas de apoyo como la recepción de donaciones, clasificación de productos, preparación de lotes y entrega a los afectados.

El centro, en la calle Jacob, ha sido durante estos días un hervidero. El centro, en la calle Jacob, ha sido durante estos días un hervidero.

El centro, en la calle Jacob, ha sido durante estos días un hervidero. / Javier Albiñana (Málaga)

Desde el miércoles 29 al viernes 31 se derivó a través de Protección Civil a más de 400 personas que trabajaron en la limpieza y eliminación de fango y enseres dañados. También indica el informe que hasta el 7 de febrero se actuó directamente en más de 180 domicilios de Campanillas, sobre todo en las calles Varsovia, Cristobalina Fernández y José Calderón.

En cuanto a las entregas, 118 familias pasaron a retirar productos al centro y otras 75 entregas se hicieron en los propios domicilios, además de 50 en locales comerciales del distrito. Igualmente se ha coordinado la entrega de enseres, mobiliario y electrodomésticos a 107 familias afectadas y se han realizado 250 lotes de alimentos básicos no perecederos.

Recepción de ayudas y ofrecimientos 

La ayuda personal e inmediata se recibió y clasificó en el centro para ponerla a disposición de los damnificados. Se ha repartido ropa, calzado y prendas de abrigo, alimentos básicos no perecederos, mantas, sábanas y toallas, productos de higiene personal, artículos de limpieza, juguetes, libros y material escolar.

Coordinación de reparto

Uno de los afectado retira un frigorífico donado. Uno de los afectado retira un frigorífico donado.

Uno de los afectado retira un frigorífico donado. / Javier Albiñana (Málaga)

La ayuda en forma de enseres más voluminosos y otros ofrecimientos de medios y recursos humanos se recopiló en una relación de donantes, particulares, empresas y asociaciones para cotejarla y combinarla con las necesidades más urgentes para hacerlas llegar a sus destinatarios. Se ofrecieron camas, colchones y somieres, mobiliario básico, electrodomésticos, vehículos para los portes, voluntarios para hacer entregas y para limpiar y desescombrar.

Asistencia a las personas afectadas

Se solicitó a las personas afectadas que acudiesen en primer lugar a los servicios sociales comunitarios de Campanillas para que se tuviese una constancia oficial, ante la administración municipal, de la necesidad o daños sufridos. Luego se recibía a las personas en el centro de acopio de emergencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios