Sucesos

La niña fallecida tiene un traumatismo y se investiga si murió por inanición

  • La autopsia no es concluyente pero apunta a que la menor llevaba un mes y medio muerta

  • La madre fue detenida horas después del hallazgo del cuerpo

Imagen de archivo de agentes de la Policía Nacional. Imagen de archivo de agentes de la Policía Nacional.

Imagen de archivo de agentes de la Policía Nacional.

La autopsia que ayer se le practicó al cadáver de la niña de año y medio cuyo cadáver fue encontrado el viernes por la tarde en su casa con un golpe en la cabeza no es concluyente. Los resultados arrojaron que la causa de la muerte es indeterminada, por lo que será necesario remitir unas muestras al Instituto Nacional de Toxicología y Ciencias Forenses de Madrid y Sevilla para conocer más datos sobre lo ocurrido. Lo que sí parece claro es que la pequeña llevaba fallecida aproximadamente un mes y medio cuando la Policía Local de Málaga la encontró en el inmueble.

De ahí que los investigadores continúen intentando esclarecer si murió por inanición debido al tiempo que permaneció en estado de abandono o bien como consecuencia del traumatismo que presentaba, según informaron fuentes próximas al caso. La madre, de 20 años y origen magrebí, fue detenida horas después de que los agentes encontraran el cuerpo sin vida.

El delegado del Gobierno en Andalucía, Alfredo Gómez de Celis, confirmó ayer que el cuerpo de la menor, a tenor de la primera inspección que se le practicó, tenía un golpe, aunque a renglón seguido subrayó que sería perentorio esperar a conocer los resultados de la autopsia, que finalmente no ha sido determinante para saber la causa exacta el fallecimiento.

El hallazgo del cadáver se produjo después de que un familiar diera la voz de alarma. La investigación apunta a que esta persona se habría interesado en varias ocasiones por la niña. Al no aportar la progenitora respuestas congruentes sobre su paradero decidió acudir a la Policía. La madre es una joven de 20 años sobre la que constaba una orden de protección como víctima de violencia de género que estaba adscrita al Sistema de Seguimiento Integral (VioGen). Pero la Policía Local que se encargaba de su caso llevaba unos meses tratando de contactar con ella. Había dejado de atender las llamadas.

La actuación tuvo lugar poco antes de las 19:00, cuando se produjo una discusión entre la madre de la niña y una tía de ésta. Cuando los efectivos llegaron solo estaba la hermana de la madre, por lo que se desplazaron hasta el domicilio situado en calle Viento, en el distrito Centro. Allí, tras comprobar que no había nadie en el interior, los agentes se toparon con la escena y hallaron el cadáver de una niña de un año y medio que se encontraba en avanzado estado de descomposición.

El Grupo de Homicidios de la Policía Nacional de Málaga se hizo cargo de la investigación y emitió una orden de búsqueda y detención para localizar a la mujer. Horas después las pesquisas dieron sus frutos. La progenitora fue arrestada por la Policía Nacional poco antes de la medianoche por su presunta implicación en los hechos.

Una vez que se dio aviso a la comisión judicial para proceder al levantamiento del cuerpo, éste fue trasladado al Instituto de Medicina Legal (IML) de Málaga, donde ayer se le practicó la autopsia, que está pendiente de estudios complementarios para conocer cómo falleció la pequeña

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios