Málaga

Los últimos preparativos de los colegios de Málaga en el septiembre más difícil

  • En el colegio Pintor Félix Revello de Toro ultiman los preparativos para afrontar un curso diferente

  • Este jueves se incorpora la mitad de sus 750 escolares

Una de las aulas del CEIP Félix Revello de Toro con cestas para los materiales. Una de las aulas del CEIP Félix Revello de Toro con cestas para los materiales.

Una de las aulas del CEIP Félix Revello de Toro con cestas para los materiales. / Marilú Báez (Málaga)

En un colegio donde estudian unos 750 niños desde Infantil hasta sexto de Primaria, con un aula específica y un buen número de alumnos de integración, los días previos a la incorporación del alumnado no son nada fáciles. Pero este año la complicación se ha elevado al cubo. Por eso el trasiego un día antes en el CEIP Pintor Félix Revello de Toro era palpable.

Reuniones telemáticas con los padres para explicar el protocolo Covid, limpieza y desinfección de espacios comunes, arreglo de las aulas y colocación de los libros de texto de cada escolar en sus puestos, instalación de geles, de cadenas de separación en los patios... Había aún mucho que hacer para la vuelta al colegio.

“Cada tutor se ha encargado de su clase, se han sacado los muebles, se han dejado prácticamente desnudas para lograr la máxima separación posible de las mesas”, explica Francisco Javier Abelaira, director del centro.

Pilar Jurado, maestra de Pedagogía Terapéutica y anterior jefa de estudios explica el protocolo del centro, al que hoy acude la mitad del alumnado y la otra mitad mañana viernes. “Se van a hacer grupos burbuja por unidad”, comenta Jurado e indica que está marcado por todo el colegio el flujo de direcciones, desde la entrada a los pasillos.

El director del centro muestra el patio parcelado. El director del centro muestra el patio parcelado.

El director del centro muestra el patio parcelado. / Marilú Báez (Málaga)

"Se han habilitado seis puertas de acceso al centro, antes teníamos dos, y por cada una entrarán niveles diferentes”, agrega. Y señala que este año no se va a hacer filas. Desde las 8:50 a las 9:10 estarán entrando los alumnos, en dos turnos, y se dirigirán directamente a clase para que no haya aglomeraciones. En el patio de acceso a primero de Primaria está marcada con una línea roja hasta dónde pueden acceder las familias.

A los profesores se les ha provisto de una tarjeta para evitar que el control de asistencia sea con la huella, además de un kit con mascarillas corporativas y gel hidroalcohólico. Y todas las reuniones serán telemáticas en la medida de lo posible.

Kit para el profesorado con mascarillas, gel y una tarjeta de acceso. Kit para el profesorado con mascarillas, gel y una tarjeta de acceso.

Kit para el profesorado con mascarillas, gel y una tarjeta de acceso. / Marilú Báez (Málaga)

A los padres se les ha pedido que tomen la temperatura a sus hijos antes de salir de casa. En caso de sospecha, irán a la sala Covid, que se ha montado en lo que fue el despacho de la orientadora. Está cerca de la Consejería y tiene una gran ventana para ventilar el espacio.

En el comedor, que tiene sus 410 plazas ocupadas, se han establecido tres turnos y se sentarán por grupos de convivencia. Los patios para los recreos también estarán parcelados. Unas cadenas delimitarán el espacio en el que puedan correr y jugar los escolares, que previamente habrán desayunado en clase para tener una correcta higiene de manos y controlar que no se comparta comida. Tampoco se podrán prestar el material, así que deberán de estar muy atentos a lo que llevan todos los días al colegio.

Comedor del centro preparado para grupos de convivencia. Comedor del centro preparado para grupos de convivencia.

Comedor del centro preparado para grupos de convivencia. / Marilú Báez (Málaga)

Los libros en papel no se sacarán del aula, en casa usarán las licencias digitales de dichos manuales de texto. “Este año no habrá mochilas, se trata de que haya el menor movimiento posible de fuera a dentro del colegio”, dice Jurado. Para que puedan seguir con las tareas de forma on line se han prestado 33 ordenadores. Tampoco funcionará el préstamo de la biblioteca. Cada grupo tendrá un fondo lector que tras el trimestre se quedará en cuarentena.

Bancas dobles de las clases de quinto y sexto. Bancas dobles de las clases de quinto y sexto.

Bancas dobles de las clases de quinto y sexto. / Marilú Báez (Málaga)

En la clase de Educación Especial los niños tienen marcados sus espacios de asamblea y de estudio con círculos de colores, la materia de Educación Física se impartirá en el exterior siempre que se pueda y para el aula matinal hay tres espacios asignados. Sin embargo, en las clases de quinto y sexto las mesas son dobles y los alumnos no tendrán la separación recomendada. Tampoco en otras clases en las que, literalmente, el espacio impide tener 26 pupitres con metro y medio de distancia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios