Málaga CF La dificultad de unos play off de ascenso

  • Ningún sexto clasificado en los últimos 10 años tuvo tan solo 48 puntos antes de la Jornada 35

Pellicer, durante un entrenamiento.

Pellicer, durante un entrenamiento. / Málaga CF

El objetivo de la salvación queda a solo dos puntos antes de esta Jornada 35. Es un escenario más que deseado en el mes de octubre, en los inicios de la temporada cuando la situación invitaba a ser precavidas con los objetivos y solo se permitía hablar de la permanencia, el único objetivo real y palpable de una plantilla completamente nueva, con hasta 14 fichajes realizados en un margen de poco más de dos meses.

Con 48 puntos, y a siete, ocho y nueve puntos del sexto (Rayo Vallecano [55]), quinto (Sporting de Gijón [56]) y cuarto (Leganés [57]) puesto que da plaza para los play off de ascenso a la Liga Santander, el Málaga debe hacer cábalas pensando en cotas mayores. Manolo Sánchez, en la rueda de prensa previa al partido ante Las Palmas de este jueves, apostaba por ser ambiciosos y pensar en ello, aunque siempre con los pies en el suelo y teniendo más que presente el pasado reciente del club y sus dificultades y penurias económicas.

Pese a las ensoñaciones, al júbilo que presenta la dinámica y el "why not?" que impera en el vestuario, romper la estadística es muy difícil. El Málaga quiere creer y mantener como segundo objetivo la posibilidad abierta del ascenso mientras las matemáticas lo permitan, por muy dificultosas que sean estas. Y es que, aspirar a los play off de ascenso, pasa por una recta final de campeonato brillante por parte de los blanquiazules.

En las últimas diez temporadas de Segunda División, la sexta y última plaza que da derecho a disputar los play off de ascenso ha costado una media de 64,8 puntos, casi 65, unos 17 más de los que tiene el Málaga a día de hoy con tan solo 24 en juego. Los blanquiazules deberían ejecutar un tramo final de temporada de suma excelencia, con mínimo cinco victorias y un par de empates para igualar esta cantidad. De hecho, mayor reto supone cubrir la dinámica en la última década para ocupar la quinta plaza, que da de media unos 67,2 puntos. Son más de 19 puntos de diferencia con los malaguistas, que obligaría a seis victorias y al menos un empate en ocho partidos.

De hecho, en las últimas 10 temporadas, ninguno de los equipos que ocupó puesto de play off de ascenso en la Jornada 34 tuvo tan solo 48 puntos, los que suma el Málaga a día de hoy. Ninguno. Es algo que pone en antecedente de la dificultad del reto que se plantea en el seno blanquiazul con los play off de ascenso como objetivo. Cabe destacar que no son ciencias exactas estas cábalas, y que hazañas más notables se han dado tratándose de fútbol.

Al Málaga aún le restan ocho partidos, cuatro como visitante y otros cuatro como local en el siguiente orden. Las Palmas, Espanyol, Oviedo y Leganés a domicilio y Fuenlabrada, Mallorca, Girona y Castellón en La Rosaleda. Ahí tiene los 24 puntos que le restan para que finalice (o no) la temporada. De ellos, como dicen las estadísticas, el Málaga debe obtener entre 17 y 20 puntos para hacer posible la clasificación para los play off de ascenso por los que suspiran en el club.

Durante la primera vuelta, el Málaga solo obtuvo 11 de los 24 puntos que tuvo en juego ante estos ocho rivales. Logró los tres puntos ante ante Fuenlabrada (0-2), Girona (0-1) y Castellón (0-1), todos a domicilio; rascó sendos empates ante Las Palmas (0-0) y Oviedo (1-1), con La Rosaleda como testigo; y concedió derrotas ante los recién descendidos, Espanyol (0-3), Mallorca (3-1) y Leganés (1-2).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios