Málaga C.F.

El "Triángulo de las Bermudas" de Pellicer

Pellicer dando indicaciones a Villalba y Ramón.

Pellicer dando indicaciones a Villalba y Ramón. / Marilú Báez

Puede ser que Pellicer haya dado tarde con la tecla, pero dice el refrán que más vale tarde que nunca, porque de no haber sido así nunca se hubiera creado esta atmósfera de optimismo e ilusión que atraviesa a día de hoy la afición blanquiazul. Sobre todo, sabiendo lo complicada que es la hazaña de conseguir mantenerse en el fútbol profesional. Hasta tres entrenadores han tenido que pasar por el banquillo de Martiricos, aunque lo más preocupante es que hasta la jornada 31 no se hallase una idea clara de juego y, sobre todo, un sistema. El técnico de Nules parece ser quien consiguió la solución al acertijo y lo resolvió con un esquema 3-5-2.

La idea del actual míster blanquiazul pasa por reforzar la línea defensiva, la cual sufre más de la cuenta en cada jornada, se podría decir que es el talón de Aquiles de esta súper plantilla. Por eso, la idea de Pellicer es dejar tres centrales para que se apoyen entre ellos y se transmitan seguridad y tranquilidad, mientras que los laterales hacen de carrileros para intentar sumar más efectivos en ataque y al mismo tiempo bajar a defender para no quedarse desprotegidos atrás. Sin duda, la ejecución de la idea ha permitido que los propios jugadores reduzcan la presión que llevan encima en cada acción y de esa forma poder actuar con cabeza.

Sin embargo, la clave está en el centro del campo, pues el míster blanquiazul ha creado su propio Triángulo de las Bermudas, el cual mima la pelota e intenta correr siempre que puede para pillar desprevenida a la línea defensiva rival. Este lo conforman, el intocable Febas, quien precisamente sumó en La Cerámica su primera aportación ofensiva de la temporada con una asistencia; Ramón, el canterano no pudo contar para Pepe Mel debido a una lesión y ahora se ha ganado a pulso sus minutos con trabajo en la sombra cada entrenamiento; y Villalba, su mejor versión tardó bastante en aparecer pero parece que está muy cerca de hacerlo, sobre todo ahora que se necesita a todos los jugadores al cien por cien.

El problema es que sus aportaciones individuales son muy pobres. Ramón todavía no conoce lo que es marcar o dar una asistencia esta temporada, mientras que Febas lo descubrió esta pasada jornada dando su primera asistencia y Villalba lleva dos. Estos dos últimos tampoco celebraron ningún tanto con la elástica blanquiazul. Aunque, la parte positiva es que con ellos tres sobre el césped los de Martiricos sumaron dos empates (Las Palmas y Levante) y dos victorias (Leganés y Villareal "B" en los últimos cinco encuentros. Sólo se perdió en Andorra, faltó Villalba por acumulación de tarjetas. Se puede decir que con este tridente presente el Málaga rozó la versión que cualquier aficionado soñaba en verano con disfrutar cada jornada.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios