Málaga CF Víctor, hombre de pocos cambios

  • En sus tres partidos al frente del Málaga ha sido continuista en el modelo de juego y apenas ha hecho variaciones

  • En Cádiz no agotó los cambios y ante el Mallorca hizo el último en el 89’

Víctor Sánchez del Amo, entrenador del Málaga CF. Víctor Sánchez del Amo, entrenador del Málaga CF.

Víctor Sánchez del Amo, entrenador del Málaga CF. / Javier Albiñana (Málaga)

Hay algo que se desprende de los tres primeros partidos de Víctor Sánchez del Amo al frente del Málaga: tiene un plan inicial y le gusta darle continuidad. Se aferra el entrenador madrileño a su idea primera y no suele variarla ni siquiera cuando el partido está pidiendo otra cosa. Esto se ha dejado notar especialmente ante el Mallorca y el Cádiz, donde el viento no sopló tan a favor como en la cita de Alcorcón, que acabó con una brillante actuación y un importante número de goles para los blanquiazules.

El nuevo entrenador malaguista refuerza esta idea a la hora de realizar sus cambios. En el partido más reciente, ante el Cádiz, ni siquiera los agotó. El primero de ellos lo hizo por pura precaución. De lo contrario, no habría quitado a un Keidi Bare que estaba siendo de lo mejor del Málaga. Entró Boulahroud (75’), pieza por pieza. El segundo cambio también fue peón por peón. Retiró a Renato Santos e introdujo al canterano Hicham (78’).

A pesar del 1-1 y de estar generando poco peligro, Víctor entendió que no era necesario mover más el árbol. Y es algo parecido a lo que pasó en casa una jornada antes contra el Mallorca. Agotó los tres cambios, sí, pero el primero fue obligado por la lesión de Ricca, entrando en el 56’ Diego González. Después en el 72’ también sentó a Renato Santos para poner a Iván Alejo. El último lo hizo en el 89’, metiendo a Seleznov por Keidi Bare cuando el marcador ya era de 1-2.

Así que no es muy de cambios sobre la marcha y cuando los hace suele ser bien avanzado el partido. Ante el Alcorcón hizo los tres, el primero en el 70’ entrando Alejo por Renato; el segundo en el 75’ porque Keidi Bare se lesionó; y el tercero en el 85’, dando minutos a Mula por un desgastado Adrián González.

Sus alineaciones han sido calcadas salvo en Carranza, donde la lesión de Fede Ricca le obligó a introducir un cambio obligado. Y no parece que ante el Oviedo vaya a buscar algún giro extraño. Sólo tendrá que sustituir a David Lombán, que cumplirá sanción por acumulaciones de amonestaciones. Ahí podría volver a la alineación Luis Hernández, que todavía no ha debutado con el madrileño al frente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios