Málaga C.F.

Una buena meta volante

  • El Málaga cumple el primer cuarto de competición con buenas sensaciones y algunos patrones numéricos

  • Es de los más goleados, siempre gana por la mínima y aún no ha remontado un partido

  • Escassi es el único de los 29 jugadores usados que ha disputado todos los minutos

Los jugadores del Málaga celebran un gol contra el Sabadell. Los jugadores del Málaga celebran un gol contra el Sabadell.

Los jugadores del Málaga celebran un gol contra el Sabadell. / L.O.F.

Sólo es un cuarto del camino, sólo son registros y tendencias camino del confort al final de una temporada tan rara que no tiene a nadie que le anime desde las gradas. La nueva vida del Málaga en los escalafones presupuestarios más bajos de Segunda, con limitación de salarios y fichas, un vestuario nuevo y un técnico que se va a sentando en la categoría arroja una cantidad de puntos suficiente para construir sin la necesidad desgarradora de puntos de los conjuntos de la parte baja. El Málaga funciona con sus particularidades.

Llama la atención que sea –junto con Las Palmas (decimoquinto) y Castellón (colista)– el más goleado de la categoría con 15 dianas en contra. El Málaga ha recibido goles en siete partidos de los que ha empatado uno y perdido cuatro, todos por más de un gol con las goleadas de Rayo Vallecano (4-0) y Espanyol (0-3) como resultados más abultados.

Es el octavo equipo que menos marca –Castellón, Albacete, Girona, Mirandés y Tenerife han marcado uno menos; Ponferradina, UD Logroñés y Leganés, uno más– por lo que rentabiliza sus dianas. No ha remontado un resultado adverso para acabar ganando, aunque sí que ha sido capaz de sobreponerse a un empate para sumar los tres puntos. El logro fue el domingo contra el Sabadell. El resto de choques que ha ganado, siempre han tenido un patrón similar, en el que los de Pellicer se adelantaban y gestionaban su ventaja con más o menos sufrimiento final. No en vano, no ha ganado por más de un gol todavía: tres partidos ganados con un gol solitario en todo el choque y un par de ellos más por 1-2. En esa gama de choques que acabaron dándole tres puntos pueden añadirse los dos empates que lleva en los 11 primeros envites: a cero en Las Palmas y a uno contra el Mirandés después de ganar desde el minuto 16 al 53. Las cuatro derrotas le lastran con 12 goles en contra y sólo uno a favor: el de Chavarría al Mallorca que puso el envite 2-1 antes del 3-1 final.

Para los 17 puntos y el séptimo puesto a estas alturas, Pellicer ha utilizado 29 jugadores. Tres de ellos –Rolón, Tete y Boulahroud– no están ya en el club y nueve tienen ficha del segundo equipo. De los 18 efectivos con ficha profesional, Joaquín Muñoz es el único que no ha disputado ningún minuto de competición ya que ha estado lesionado hasta hace pocos días.

Hay bastantes rotaciones en las alineaciones de Pellicer, sólo hay dos jugadores que han empezado todos los partidos como titulares: Juande y Escassi, siendo el ex del Numancia el único jugador que ha disputado todos los minutos de la temporada. Además de ellos, Iván Calero, Cristian y Rahmani son los únicos que han participado en todos los choques.

El portero que más ha jugado suma ocho titularidades (Dani Barrio), cifra que comparte con Matos y Ramón quienes junto a Caye Quintana –nueve– conforman el segundo escalón de más utilizados por Pellicer. La meta, que no tiene a un cancerbero fijo es una de las peculiaridades en el funcionamiento de un equipo que ha mostrado varios sistemas en lo que va de campaña, pero siempre con las transiciones rápidas y el fútbol eficaz como trasfondo. Las cifras más gruesas del primer tramo de competición señalan que la mejor racha y el récord sin perder son cuatro partidos–empate, dos victorias, empate–; y la peor un empate y dos derrotas seguidas, sesgada el domingo en Sabadell. Parciales pequeños, rentabilidad y cimientos para seguir construyendo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios