Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Horario y previa del Joventut - Unicaja Baloncesto La supervivencia tiene premio (20:45)

  • El Unicaja visita al Joventut, eliminado, con ocho jugadores profesionales, dos de ellos no en las condiciones ideales para competir

  • El triunfo tiene un valor grande de cara a lo que viene

Deon Thompson lanza a canasta. Deon Thompson lanza a canasta.

Deon Thompson lanza a canasta. / eurocup

No se recuerdan muchos escenarios tan complejos de cara a afrontar un partido de baloncesto profesional. La tarea del Unicaja esta noche en Badalona es de pura supervivencia. Contará con ocho profesionales, más dos canteranos que completan la convocatoria (no suman 10 minutos entre los dos dos en esta temporada). Dos del primer grupo llegan entre algodones. Josh Adams pasó la mañana en el hospital y Melvin Ejim aún no está recuperado al completo de su lesión de tobillo, pero es necesario.

Hubo un tanteo de aplazamiento desde el club malagueño, pero la Eurocup no accedió. Aunque es un caso extremo, no es la primera vez que se da un panorama similar. La realidad es que Luis Casimiro está desprovisto de su columna vertebral (Alberto Díaz, Jaime Fernández y Carlos Suárez), además de perder otra pieza valiosa como Toupane. Por supuesto, no podrá utilizar a los dos nuevos, Bouteille y Simonovic. El escenario es peliagudo.

Una situación límite en la que salir con vida tiene premio. En el peor de los casos, un triunfo permite tener el factor cancha hasta la final. Sólo el Partizán lo tendría a favor en un enfrentamiento directo y el cuadro no provoca un emparejamiento hasta el cruce por el título. Por supuesto, se tendrá en cuartos, fase para la que ya se conoce el rival. La traducción de esta guinda es clara, no perder en el Carpena aseguraría estar en la final. Si el Valencia Básket y el Alba de Berlín no se meten en play off en la Euroliga, el billete hacia ella estaría sellado.

"Pero está claro que la idea mía siempre es competir para ganar. No vale poner paños calientes ni justificaciones", avisaba Casimiro en Los Guindos ayer, consciente de todo lo que habrá en juego en el Olímpic. Visto con perspectiva, el triple de Hannah en Andorra libró de jugarse hoy una clasificación a carra de perro. No obstante, en el tapete hay caviar. Cuesta entender cómo se han dado tantos infortunios al mismo tiempo, pero una vez se lance el balón al aire todo ello queda atrás. El partido frente al ciclón Madrid es buen ejemplo para calcar.

Habrá más dificultades en la rotación. Habrá que ver cómo está de fuerzas Adams, capital en este contexto. Tiene puntos y piernas frescas. Junto a Brizuela ponen peso en un lado de la balanza, donde se necesita una buena versión de Waczynski. Ejim será el comodín y, si tiene buenas sensaciones, sumará muchos minutos. Thompson, sin la red Simonovic, tiene que estar sí o sí. Y uno de los pívots, con seguridad Gerun, es probable que juegue algunos minutos de cuatro.

Diferente es para el Joventut, que disputará casi un entrenamiento con público. La Eurocup ya es pasado para ellos y toca pasar el trámite. Esa liberación y necesidad de ganar es un arma peligrosa para los intereses malagueños. Los verdinegros están a tiempo de pelear por el play off en la ACB y ahí estará su lucha hasta mayo. La tabla está comprimida y un par de victorias pueden servir de impulso. Por esas latitudes está el Unicaja, que tiene otro orden de prioridades. En Badalona puede quitarse muchas piedras del camino. Cuestión de supervivencia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios