La farola

'Ocho miradas', el espectáculo desde el flamenco libre que estrenará Málaga

El artista David Palomar.

El artista David Palomar. / Julio González

Están las hemerotecas llenas de artistas que han explorado ritmos, instrumentos y melodías fuera del flamenco que dominaban ampliamente. Es habitual que se resienta en sus bolsillos y en las páginas de críticos poco preparados para el cambio. El gaditano David Palomar (Doble Premio Nacional, en el XVIII Concurso Nacional de cante Flamenco de Córdoba, entre otros reconocimientos) se vuelve a asomar al panorama musical con un disco que empezó a fraguarse en 2018, aprovechó la inspiración del confinamiento y explora temáticas, sones y canciones nuevas con la raíz flamenca que lo mantiene en el candelero de cantaores con verdad de Cádiz. El Cervantes de Málaga estrenará el espectáculo y va camino de tener una sala repleta. La cita, el domingo 25 de septiembre, a las 19:00 horas y aún quedan entradas a 24 euros.

"Mucha gente critica las incursiones en otras músicas porque cree que quiero sonar en las radio fórmulas o ganar dinero y no es eso. La gente quiere escuchar mi Chano Lobato y mis cosas [flamenco clásico] porque es lo que quiere de mi. Ese legado lo llevo a fuego y lo conservaré hasta el último suspiro, pero mi inquietud artística me lleva a estas cosas, es algo creativo que sale de mi y no lo puedo contener", confesaba Palomar a Jesús Vigorra en Las Mañanas de Andalucía de Canal Sur Radio cuando era cuestionado precisamente por unas declaraciones suyas en Andalucía Información. "Para comer hago flamenco, hacer música distinta me cuesta dinero", decía. 

Una carrera extensa, que le llevó en sus comienzos a conocer teatros el venerado el Bolshoi moscovita, la Ópera de Sydney, el Concert Hall de las Torres Petronas, el Teatro Real de Madrid o el mismo Palau de la Música de Barcelona con las compañías de Cristina Hoyos, Javier Barón o Paco Peña, su carrera en solitario ha tomado aire en el siglo XXI y éste será su sexto disco, quinto del presente siglo. Entre los artistas con los que ha trabajado Palomar están El Kanka, Arkano, Pasión Vega, Alejandro Sanz, Niña Pastori, Miguel Poveda, El Barrio, María Peláe o Tomasito, y sus actuaciones en las que el flamenco es el protagonista son imperdibles. Aún así y a pesar de que ha actuado en Málaga en varias ocasiones, será su primera vez en solitario en el Cervantes, donde estrenará parte de su viaje a otros ritmos con el flamenco como nave.

"El disco habla de muchas cosas, se ha fraguado desde el 2019, pero entró la pandemia. Hemos volcado creatividad, entusiasmo y muchas inquietudes. Nace de un flamenco libre, con ganas de contar cosas que me inquietan que quiero trasladar al mundo con mucha libertad, que no esté encorsetado. Por ejemplo, la violencia de género que he mezclado con música cofrade y unos tientos", explicaba a Vigorra que le cuestionaba por la variedad temática, algo inesperada y que cuenta con inspiración en el cambio climático o la pereza. "Será mi primera vez en solitario en el Cervantes. Voy con mucha ilusión y mucho respeto. Espero que salga todo a pedir de boca, será la primera vez con este disco", reconocía el cantaor que ya tiene vendidas gran parte de las butacas del teatro malacitano. Se está convirtiendo en un clásico y su propuesta no deja de ser optimista, contagiosa y llena de detalles. Buen plan para la primera tarde de domingo otoñal en la capital de la Costa del Sol.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios