Economía

La empresa malagueña OWO Game crea la primera chaqueta del mundo para ‘sentir’ los videojuegos

  • La firma empezará a comercializar este producto pionero en la campaña navideña de este año

  • El Ministerio de Defensa o la ONCE también se han interesado en este sistema

Una infografía de la chaqueta en un videojuego. Una infografía de la chaqueta en un videojuego.

Una infografía de la chaqueta en un videojuego.

La empresa malagueña OWO Game, ubicada en el Polo Nacional de Contenidos Digitales, ha creado la primera chaqueta del mundo que permite sentir los videojuegos como si se estuviera en su interior. Este producto pionero ya está fabricado y, en estos momentos, OWO está en contacto con desarrolladores de videojuegos para que puedan adaptar el mayor número posible de juegos. “Pensamos que podrá salir a la venta en la campaña de Navidad de 2020 con un porfolio de unos 40 juegos y un precio de entre 400 y 500 euros, lo que puede valer una consola”, explica a este diario José Fuertes, fundador y CEO de OWO Game.

En esta chaqueta háptica se pueden sentir hasta 30 sensaciones en el cuerpo en tiempo real como, por ejemplo, un disparo. Una de sus principales virtudes es su gran capacidad de adaptación. Se puede utilizar con videojuegos de consolas, móviles, tabletas u ordenadores de forma tanto on line como off line. De cara a la industria el proceso es sencillo. “No es necesario crear un juego específico para la chaqueta sino que solo hay que añadir unos datos al código fuente de los juegos que ya están hechos y funciona sin problema”, comenta Fuertes.

Varios desarrolladores de videojuegos ya han probado la chaqueta y se han cerrado los primeros acuerdos. Uno de ellos es, según explica el CEO de OWO, con la malagueña Kaiju, que tendrá adaptados 14 videojuegos en septiembre. Han hablado también con el estudio Superlumen o con la multinacional Ubisoft con vistas a adaptar el Space Junkies.

José Fuertes, fundador y CEO de Owo, posa en la oficina de su empresa. José Fuertes, fundador y CEO de Owo, posa en la oficina de su empresa.

José Fuertes, fundador y CEO de Owo, posa en la oficina de su empresa. / A. Recio (Málaga)

El mundo del videojuego es una de sus principales aplicaciones, pero no es la única. Fuertes señala que la empresa norteamericana BrigthLine le ha pedido la chaqueta para aprendizaje militar y la firma malagueña está también negociando con el Ministerio de Defensa español con el mismo objetivo. Los responsables de OWO están conversando también con directivos de la ONCE para que los invidentes o las personas con discapacidad auditiva puedan sentir de forma inclusiva los videojuegos, o con una productora audiovisual para hacer cortometrajes, series o películas donde el particular pueda ponerse en la piel de uno de sus personajes.

OWO nació en 2019 y está formada por 13 personas, entre los que se encuentran ingenieros industriales, biomédicos o de telecomunicaciones, entre otros perfiles. Pese a su juventud, la idea parte de otra empresa de José Fuertes, Wiemspro, que fue fundada en 2015 y que está especializada en la electroestimulación muscular para el sector del fitness. Con esa base tecnológica, diseñaron, desarrollaron y patentaron esta nueva chaqueta enfocada al sector de los videojuegos que puede ser uno de los regalos estrella de esta Navidad en el mundo. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios