Cambios en el once del Málaga CF ante el Zaragoza Keidi Bare reabre un debate

  • El centro del campo vuelve a generar controversia ante la baja por sanción del jugador albanés

  • Las opciones naturales son Boulahroud y Lacen además de la posibilidad de Adrián González

Keidi Bare y N'Diaye, en el Córdoba-Málaga. Keidi Bare y N'Diaye, en el Córdoba-Málaga.

Keidi Bare y N'Diaye, en el Córdoba-Málaga. / El Día de Córdoba

No es cualquier baja la de Keidi Bare para el Málaga. La ausencia del centrocampista albanés por sanción reabre un viejo debate que desde la llegada de Víctor Sánchez del Amo estaba más que superado. Porque se había asentado el equipo blanquiazul con el canterano como pivote junto a un liberado Alfred N’Diaye y con Adrián González en punta como pareja de Gustavo Blanco Leschuk.

Ahora el entrenador blanquiazul tiene que hilar muy fino para que el equipo note lo menos posible la baja de Keidi Bare. En la última cita en casa, frente al Oviedo, recompuso el once tras su expulsión tirando de una pareja que utilizó en numerosas ocasiones Juan Ramón Muñiz: N’Diaye-Adrián. Y lo cierto es que ambos estuvieron de sobresaliente.

Pero es, como se suele decir, desvestir un santo para vestir otro. Si opta por la opción de Adrián González en el doble pivote con N’Diaye más pendiente de tareas defensivas, tendrá que remendar también la delantera y buscar un nuevo acompañante para Blanco Leschuk. Ahí podrían actuar Mamadou Koné, Jack Harper, Álex Mula...

Si finalmente es hombre por hombre, pocas alternativas más caben al margen de elegir entre Badr Boulahroud y Medhi Lacen. El centrocampista marroquí es entusiasta en el campo, pero no ha tenido casi protagonismo en este curso. Con Muñiz no tuvo minutos oficiales desde noviembre. Víctor sí le dio un pequeño impulso tirando de él en la segunda mitad contra el Cádiz tras seis meses de oscuridad. Tampoco es que Lacen haya jugado mucho más. Lo que garantiza es cierto sentido en la circulación de balón y veteranía.

La lástima es que no se puede contar con Erik Morán, el fichaje invernal que trajo Caminero para paliar las carencias de la plantilla en la medular. El vasco continúa lesionado, aunque no se sabe muy bien de qué. De cualquier forma, no terminó de cuajar en los minutos que tuvo. Quién iba a decir hace unos meses que Keidi Bare sería tan importante.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios