Marbella

La alcaldesa de Marbella aboga por reducir la burocracia en el urbanismo

  • El Ayuntamiento registra un incremento del 12% de los ingresos del ICIO frente a 2019

La alcaldesa, Ángeles Muñoz, y el Secretario general de Medio Ambiente de la Junta, Francisco Rodríguez (1º D.). La alcaldesa, Ángeles Muñoz, y el Secretario general de Medio Ambiente de la Junta, Francisco Rodríguez (1º D.).

La alcaldesa, Ángeles Muñoz, y el Secretario general de Medio Ambiente de la Junta, Francisco Rodríguez (1º D.). / Mª Jesús Serrano (Marbella)

La alcaldesa de Marbella, Ángeles Muñoz, ha abogado este viernes por reducir la “burocracia” y la “tutela” de las administraciones en el ámbito urbanístico, así como ha destacado que la ciudad ha experimentado un incremento de los ingresos derivados del Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) en un 12% a pesar de la situación de pandemia por la que atraviesa el país.

Así lo ha destacado la regidora en la presentación de las III Jornadas ‘Hacia un nuevo modelo de planeamiento urbano’ -organizada por la Revista de Derecho urbanístico-, donde ha estado acompañada por el Secretario general de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, Francisco Gutiérrez, y ha contado con la participación telemática de la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía, Marifrán Carazo.

Durante el encuentro, Muñoz ha destacado el “pilar para la recuperación económica” que supone este sector de actividad, del cual ha valorado que “se tiene que entender como una oportunidad y no como un problema”, por lo que ha apelado a una “responsabilidad compartida” por parte de “los profesionales, que tienen que aceptar que el urbanismo tiene que dejar a un lado tanta tutela”, y una “una mayor diligencia” de las administraciones.

Al hilo de ello, ha remarcado que “Marbella es el mejor ejemplo para que se sepa que cuando hay una sobretutela -sea efectiva o no-, dentro del ámbito urbanístico, el tema de saltárselo por atrás no conlleva esa seguridad”, destacando que es el momento de entender la disciplina “como una oportunidad de futuro y de desarrollo de las ciudades” que ha de ser “ágil y eficaz”. Según la regidora, “eso tiene que estar muy alejado de lo que es una burocracia excesiva, pesada y que supone un lastre muy importante para el crecimiento de las ciudades y para la inversión a nivel de promotores”, así como ha valorado que “por parte de las administraciones no tiene que existir tanta tutela”.

Respecto al ámbito local, la primera edil ha resaltado que la petición de licencias para desarrollar “proyectos importantes” es “muy superior al que había el año anterior”, así como ha destacado que los ingresos derivados del Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) registran un millón de euros más que lo recaudados en el mismo período de 2019, sumando “algo más de siete”, lo que implica un incremento del 12%. En este sentido, ha puesto de relieve la bonificación del 50% aprobada en Pleno de este impuesto para “agilizar y para mantener la actividad económica de la ciudad”.

Por su parte, Francisco Gutiérrez ha detallado en cuanto al cambio de modelo del urbanismo la “imbricación” con el medio ambiente, señalando que para alcanzar el objetivo de tener “ciudades más sostenibles”, éstas tienen que ser “más resilentes” con los efectos del cambio climático, mejorar la “calidad acústica, lumínica y atmosférica” respecto a “la generación de residuos y la contaminación” y contemplar en el diseño de los espacios “parámetros de la economía circular”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios