En Vélez y Torremolinos

Cae en Málaga una banda que distribuía drogas y galletas con THC

Agentes de la policía nacional en una imagen de archivo. Agentes de la policía nacional en una imagen de archivo.

Agentes de la policía nacional en una imagen de archivo. / M. H.

La Policía Nacional ha desarticulado en Vélez-Málaga y Torremolinos una banda criminal dedicada a la adquisición, almacenaje y distribución de droga, fundamentalmente hachís y marihuana, y que enmascaraba las sustancias en productos comestibles, como galletas con THC.

La operación, denominada 'Médico', se ha saldado con la detención de cinco hombres, de edades comprendidas entre 22 y 31 años, siendo tres de ellos de origen venezolano, uno francés y el último español. La investigación se inició de forma paralela por agentes de las comisarías de las localidades de Torremolinos y Vélez-Málaga.

Por una lado, en Torremolinos, los policías, integrantes de una patrulla en servicio de prevención de la seguridad ciudadana, sorprendieron en un control a tres individuos mientras transportaban en un vehículo marihuana y productos comestibles derivados con THC, siendo detenidos como presuntos responsables de un delito contra la salud pública.

Posteriormente, las pesquisas realizadas por los investigadores de esta comisaría permitieron relacionar a los detenidos con un establecimiento situado en la zona de Torre del Mar, en Vélez-Málaga, donde se estaría procediendo a la venta y distribución de hachís, marihuana, así como productos comestibles derivados con THC por todo el territorio nacional.

A su vez, este local se encontraba bajo la vigilancia de agentes de la Comisaría de Vélez-Málaga, sospechando que pudiera tratarse de un punto de venta, al menudeo, de sustancias estupefacientes, han informado desde la Policía Nacional en un comunicado.

Por tales hechos, ambas unidades aunaron esfuerzos y continuaron la investigación de manera conjunta, permitiendo identificar y evidenciar que los arrendatarios del local referido -cuya actividad era el reparto de comida a domicilio-, estaban tramitando la conversión del establecimiento a un club social de fumadores amparándose en la legalidad de esta actividad.

Para el inicio de la actividad ilícita, estarían adquiriendo partidas de hachís, marihuana y otras sustancias con la finalidad de distribuirlas por todo el territorio nacional.

Finalmente, se llegó a determinar que las sustancias partían de este local, procediéndose a la detención de sus responsables, y eran distribuidas por los tres arrestados en la localidad de Torremolinos, encargados del transporte y posterior venta en las ciudades de Madrid y Barcelona.

Se llevaron a cabo dos registros domiciliarios en los que se intervinieron 2.636 gramos de marihuana, 1.760 gramos de resina de hachís, galletas con THC, así como diversos útiles para el tratamiento y confección de las dosis.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios