Málaga

Málaga en la fase 2 de la desescalada: ¿Qué se puede hacer desde el lunes 1 de junio?

Varias personas, durante la fase 1, en una playa de Málaga. Varias personas, durante la fase 1, en una playa de Málaga.

Varias personas, durante la fase 1, en una playa de Málaga. / Marilú Báez

De nuevo, una semana después que la mayor parte de Andalucía, la provincia de Málaga entra en la fase 2 de la desescalada del coronavirus. Los malagueños estrenan el mes de junio con el inicio de una nueva etapa en la que, entre otros cambios, podrán refrescarse en las playas y piscinas o ir de compras a los centros comerciales.

El camino hacia la 'nueva normalidad' continúa con algunas medidas de flexibilización del confinamiento, pero ¿qué se puede hacer en la fase 2 en Málaga? Básicamente las actividades que es posible realizar son las mismas que en la fase 1 en la que se entró el 18 de mayo en la provincia malagueña, pero se revisan al alza los porcentajes de personas que pueden realizar esas mismas actividades.

Como novedad, sí se estrenan en esta fase la apertura de cines y teatros, piscinas y los grandes centros comerciales. Además, deja de estar prohibido bañarse en la playa, uno de los pasos más esperados en el litoral malagueño.

En el caso de los gimnasios, aunque en un principio su apertura se contemplaba para la fase 2, los especialistas han aconsejado retrasarla hasta la siguiente etapa de la desescalada por la vital importancia de evitar posibles contagios en entornos propicios para la expansión del virus.

Baños en la playa

Las playas de Málaga, a la espera de los turistas, en fotos Las playas de Málaga, a la espera de los turistas, en fotos

Las playas de Málaga, a la espera de los turistas, en fotos / Marilú Báez

La fase 2 del desconfinamiento permite, al fin, la estancia y el baño en las playas, uno de los pocos espacios al aire libre que se han mantenido cerrados a los ciudadanos, a excepción de la posibilidad de pasear o realizar determinadas prácticas deportivas.

Las playas malagueñas se preparan para recibir a los usuarios, que de momento solo podrán ser habitantes de la misma provincia de Málaga, ya que los desplazamientos entre territorios no están permitidos, al menos, hasta el final de la fase 3.

La estancia en la arena y el propio baño deberán cumplir con la norma básica de todo el proceso de desescalada: el mantenimiento de una distancia de seguridad de dos metros.

En la capital, el alcalde, Francisco de la Torre, ya comentó que las playas estarán abiertas "mientras haya luz” y apuntó que la idea que maneja el Ayuntamiento es la de controlar la afluencia al litoral mediante aplicaciones de teléfono móvil y cámaras.

El resto de municipios de la Costa del Sol se preparan también para controlar accesos, aforos y ocupación de estos espacios, con la previsión de utilizar desde aplicaciones móviles a drones, incluso, echar mano de la inteligencia artificial.

Sanidad obliga a que los municipios recuerden a los usuarios “por medios de cartelería visible o mensajes de megafonía” las normas de higiene y prevención a observar. En las zonas de estancia de los usuarios, dice Sanidad, “se debe establecer una distribución espacial para garantizar la distancia de seguridad de al menos dos metros entre los usuarios mediante señales en el suelo limitando los espacios”, al tiempo que todos los objetos personales, como toallas, “deben permanecer dentro del perímetro de seguridad de dos metros establecido”, evitando el contacto con el resto de usuarios.

Paseos con niños y deporte sin horario

Niños pasean en bicicleta en sus primeras salidas tras el confinamiento. Niños pasean en bicicleta en sus primeras salidas tras el confinamiento.

Niños pasean en bicicleta en sus primeras salidas tras el confinamiento. / Javier Albiñana (Málaga)

Niños y deportistas podrán salir a la calle sin restricción de tiempo ni cantidad de veces. El Gobierno también ha autorizado la abolición de las limitaciones para los desplazamientos de los niños y la práctica de activad física no profesional en los territorios que se encuentren en la fase 2 del proceso de desescalada hacia la nueva normalidad.

Hasta ahora, los niños de menos de 14 años podían salir con la regla del 1-1-1-1: una vez al día, durante una hora, en un ámbito de 1 kilómetro máximo con respecto a su domicilio y acompañados de un adulto o un hermano mayor.

Piscinas públicas y comunitarias

Una piscina de Sevilla, en una imagen de archivo. Una piscina de Sevilla, en una imagen de archivo.

Una piscina de Sevilla, en una imagen de archivo.

También las piscinas, tanto las públicas como las comunitarias, pueden volver a abrir sus puertas aunque no podrán superar un aforo máximo del 30% del total y el número de bañistas que se encuentran dentro de las piscinas deberá ser controlado en todo momento.

Además, Sanidad exige que se establezcan horarios por turnos para los usuarios que acudan a darse un baño y no se podrá hacer uso de las duchas de los vestuarios ni de las fuentes de agua.

Entre las recomendaciones para los bañistas: "Todos los objetos personales como toalla, botes de crema, calzado de uso exclusivo, mochilas, etc. deben permanecer dentro del perímetro de seguridad establecido y evitar el contacto con el resto de usuarios”.

Reuniones con más personas

Un grupo de jóvenes caminando por el paseo marítimo de Málaga. Un grupo de jóvenes caminando por el paseo marítimo de Málaga.

Un grupo de jóvenes caminando por el paseo marítimo de Málaga. / Marilú Báez

Con la entrada de Málaga en la fase 2 de la desescalada las reuniones con familiares y amigos podrán ser algo más numerosas. Hasta ahora (en fase 1) se permitían grupos de hasta 10 y en esta nueva etapa el límite se amplía hasta las 15 personas.

Ese será también el número máximo de personas que podrán estar en las reuniones de trabajo. Precisamente en el ámbito laboral la recomendación sigue siendo que se continúe con el teletrabajo siempre que la actividad así lo permita.

En todo caso, como ya es conocido, todo el que lleven a cabo estas reuniones (ya sean de ocio o trabajo) deben respetar las medidas de seguridad e higiene establecidas para la prevención del coronavirus, así como una distancia de seguridad de, al menos, dos metros. En el caso que no sea posible mantener la distancia mínima de seguridad se deben llevar a cabo medidas de protección física, higiene de manos y uso obligatorio de mascarillas.

Centros comerciales abiertos

Una tienda en Málaga. Una tienda en Málaga.

Una tienda en Málaga. / Javier Albiñana

La apertura de centros y parques comerciales en la fase 2 es quizás una de las medidas más esperadas por comerciantes y usuarios. La reactivación de la actividad comercial es fundamental a la hora de afrontar esta crisis que poco a poco vamos superando.

En esta fase 2 y, a partir de ahora, nada volverá a ser como antes, y comprar en un centro comercial aún menos. Será difícil ver aglomeraciones a la entrada de una tienda y la forma de comprar va a ser muy distinta debido a las medidas de seguridad e higiene que se deben mantener para evitar la expansión de contagios del Covid-19. Algo que ya hemos visto con las primeras aperturas de espacios reducidos en tiendas como Zara, H&M y El Corte Inglés.

Vuelta al interior de bares y restaurantes

Una camarera atiende en un bar de Málaga Una camarera atiende en un bar de Málaga

Una camarera atiende en un bar de Málaga / Marilú Báez (Málaga)

En la fase 2, se procede a la reapertura del interior de bares y restaurantes, pero todavía con muchas limitaciones: el servicio en mesa deberá contar con una garantía de separación entre clientes y entre las propias mesas. El aforo estará limitado a un tercio de la capacidad habitual y los clientes no podrán consumir en la barra, solo sentados.

Por otra lado, las discotecas y bares nocturnos seguirán cerrados, mientras que los hoteles podrá abrir sus zonas comunes limitando también a un tercio su aforo, pero los servicios de cafetería y restauración seguirán sujetos a las restricciones anteriores.

Cines y teatros

Colas en las taquillas del Teatro Cervantes. Colas en las taquillas del Teatro Cervantes.

Colas en las taquillas del Teatro Cervantes. / Javier Albiñana (Málaga)

Disfrutar de una buena película, una obra de teatro o cualquier otro tipo de espectáculo cultural será posible en la fase 2 de la desescalada.

Como todas las actividades comerciales y sociales previstas en el plan de desescalada aprobado por el Gobierno para la transición a la nueva realidad, la cultura tiene que cumplir determinados requisitos para poder reabrir. De esta forma, auditorios, teatros o cines abrirán de nuevo sus puertas pero solo para un tercio del aforo, con butacas preasignadas con anterioridad y con todas las medidas de higiene para usuarios y trabajadores.

Casarse en fase 2

Santuario de Santa María de la Victoria. Santuario de Santa María de la Victoria.

Santuario de Santa María de la Victoria. / M. H.

En el aspecto social y familiar todas aquellas parejas que tuvieron que aplazar o anular su boda por el decreto de estado de alarma pueden celebrar su enlace ya, eso sí, con un número reducido de invitados.

El Gobierno permite celebrar bodas con un aforo máximo de 100 personas en espacios al aire libre; si es un entorno cerrado, únicamente podrán estar hasta 50 personas, pudiéndose llevar a cabo las celebraciones en todo tipo de instalaciones, ya sean públicas o privadas. Sin embargo, durante la ceremonia nupcial se obliga a cumplir las medidas de higiene y prevención establecidas por las autoridades sanitarias.

Cultos religiosos y entierros

Una mujer, junto a la tumba de un ser querido en Parcemasa. Una mujer, junto a la tumba de un ser querido en Parcemasa.

Una mujer, junto a la tumba de un ser querido en Parcemasa. / Javier Albiñana (Málaga)

Para la fase 2, el Ministerio de Sanidad señala la cantidad de personas que podrán asistir a misas, velatorios y entierros, ampliando el aforo máximo permitido hasta el 50%, manteniendo las mismas medidas de seguridad e higiene especificadas para la fase 1.

También se debe poner a disposición del público dispensadores de geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados por Sanidad, obligatoriamente a la entrada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios