Municipal

El gerente de Limasa insinuó mantener los puestos hereditarios si la empresa se municipalizaba

  • Difunden una grabación en la que pide a cambio a los trabajadores un pacto de "silencio"

  • Arjona asegura que es un mensaje que se saca de contexto y que defiende la eliminación de estos artículos

En primer plano, difuminados, Rafael Arjona, Francisco de la Torre y Teresa Porras; al fondo, el comité de empresa de Limasa. En primer plano, difuminados, Rafael Arjona, Francisco de la Torre y Teresa Porras; al fondo, el comité de empresa de Limasa.

En primer plano, difuminados, Rafael Arjona, Francisco de la Torre y Teresa Porras; al fondo, el comité de empresa de Limasa. / Javier Albiñana

Comentarios 1

Limasa vuelve a estar en el ojo del huracán. Y ahora no por las demandas laborales de sus trabajadores o por una amenaza de huelga, sino por unas declaraciones del gerente de la empresa, Rafael Arjona, persona de plena confianza del alcalde, Francisco de la Torre. La difusión parcial de una grabación de la que fue objeto en un acto informativo celebrado con los operarios del cuartelillo de la calle Hermanas Bronte, ocurrido el pasado 7 de febrero, saca a relucir el planteamiento de Arjona a abrir la puerta al mantenimiento de los puestos hereditarios en una futura empresa cien por cien municipal.

"Cuando veamos que hay silencio se pactará pero mientras no haya silencio no puedo comprometerme a pactar nada", dice el gerente de Limasa en una grabación emitida por la Cadena Ser, en la que llega a comparar el procedimiento que podría seguirse con lo ocurrido en otras sociedades municipales como Emasa (Empresa Municipal de Aguas) y la Empresa Malagueña de Transportes (EMT). En este mismo sonido, de fondo, se aprecia la intervención de la concejala de Limasa, Teresa Porras, quien ante las afirmaciones de Arjona apostilla la necesidad de que ello se haga mediante "exámenes".

La trascendencia de lo manifestado por Arjona en ese encuentro con trabajadores, dentro de la ronda informativa llevada a cabo para exponer las condiciones laborales que proponía el Ayuntamiento para avanzar en la municipalización de la sociedad, ha provocado una importante tormenta política, con reacciones airadas de todos los grupos de la oposición. Frente a las exigencias de estas formaciones, el alcalde, Francisco de la Torre, ha eludio salir en defensa del gerente, señalando que es a él al que corresponde dar las explicaciones necesarias. No obstante, ha sido contundente al incidir en la "incompatibilidad" de que en una empresa municipal tengas puestos heredados.

"Es incompatible, y lo hemos dicho siempre, el que sea una empresa municipal y que haya puestos heredados", ha insistido el mandatario local, que ante la negativa del comité de empresa a aceptar las condiciones laborales puestas sobre la mesa por el Ayuntamiento da por aplazado a después de las elecciones municipales el camino de una Limasa pública. El accionariado actual deja en manos privadas el 51% de la empresas, mientras que el 49% restantes es municipal.

De la Torre ha apostillado que la idea de mantener puestos hereditarios es "incompatible, absolutamente, y eso se ha dicho siempre", subrayando la necesidad de que la incorporación a una Limasa enteramente pública se haga siguiendo los criterios de "igualdad, mérito y capacidad". "Estos son los criterios nuestros, y Arjona participa de los mismos criterios, igual que las demás empresas municipales", ha agregado.

El gerente de Limasa, en declaraciones a Málaga Hoy, ha asegurado que en todo momento era consciente de que la conversación con los trabajadores estaba siendo grabada, como otras anteriores. "Lo que sale viene de otro tema", ha venido a argüir como respuesta ante el mensaje conocido. “Y que qué harías, y si guardasen silencio se podrían llegar a acuerdos pero como no lo han hecho nunca no se pueden hacer acuerdos de ningún tipo", ha tratado de precisar.

Preguntado por si ha pensado en poner su cargo a disposición, ha respondido: "No es cuestión de cargo, hablamos de un trozo de una conversación que no es de aplicación; mis actos demuestran que no avalo lo que se comenta; siempre se habla de igualdad mérito y capacidad". En este sentido, ha asegurado que la huelga convocada y protagonizada por la plantilla de Limasa en 2013 tuvo como origen su negativa a los puestos heredados.

"Ahora tengo retenidos a unas 14 o 15 personas que quieren meter a su gente, a sus hijos, por jubilaciones parciales", ha asegurado, al tiempo que ha informado de que en el Juzgado número 13 de lo Social de Málaga "ha elevado al Constitucional la inconstitucionalidad de los puestos heredados".

En cuanto a las alusiones que se le oyen a los caso de Emasa y la EMT, Arjona comenta que se trató de casos en los años 2008 y 2000, respectivamente. "No tiene más trascendencia; se saca una frase fuera de contexto", se ha defendido, recordando que la idea de quitar los artículos del convenio que hacían referencia al carácter hereditario de los puestos y la paga de productividad "fueron exigencias del alcalde".

El gerente de la EMT, Miguel Ruiz, ha sido contundente al negar que en la sociedad municipal haya puestos hereditarios. "Publicidad, mérito y capacidad con transparencia", señala de manera clara, al tiempo que expone que en los procesos de selección siempre se utiliza "el servicio de un notario, con custodia documentos y ejecución pruebas. Y los exámenes prácticos los realizan funcionarios de la DGT".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios