Málaga

La lluvia apenas deja 17 litros en la capital y sigue la alerta por vientos

  • El efecto de 'Félix' fue menor de lo previsto

  • Las rachas pueden alcanzar hoy los 70 kilómetros

Un árbol caído ayer junto a la estación de Renfe, en Ronda. Un árbol caído ayer junto a la estación de Renfe, en Ronda.

Un árbol caído ayer junto a la estación de Renfe, en Ronda. / javier flores

El efecto de la borrasca Félix en la provincia de Málaga fue ayer apenas perceptible. Si bien la alerta amarilla por fuertes lluvias se mantuvo sobre buena parte de su territorio desde primera hora de la mañana hasta las 18:00, la realidad es que las precipitaciones fueron mucho menos copiosas de lo inicialmente esperado. De hecho, según los datos facilitados por el Centro de Meteorología de Málaga, los mayores registros acumulados a lo largo de la jornada se localizaron en el aeropuerto de la capital de la Costa del Sol, con 17 litros; Estepona, con 15; Marbella, con 13; Rincón de la Victoria y Vélez-Málaga, con 11 litros, respectivamente.

Para hoy, el aviso amarillo por fenómenos meteorológicos se mantiene activo, aunque en este caso únicamente por vientos. La información de la Agencia Española de Meteorología (Aemet) precisa que la posibilidad de rachas, que pueden llegar a alcanzar los 70 kilómetros por hora, se extenderá entre las 10:00 y las 20:00. La amenaza del viento ya se dejó sentir ayer en la zona de la Serranía de Ronda. De hecho, uno de los pocos incidentes registrados tuvo lugar en Ronda, por la caída de un árbol en la zona de la estación de Renfe, lo que provocó el corte de la Avenida de Andalucía durante varias horas mientras se realizaban las tareas de retirada del ejemplar.

Las precipitaciones llegadas con la borrasca Félix siguen la estela de las que dejó la pasada semana Emma. La suma de ambas permite seguir aliviando la situación de escasez de agua embalsada en la provincia, que si bien ha crecido de manera destacable respecto al mes pasado, siguen muy lejos de los niveles de hace un año.

Muestra de ello es que, según los datos de la red Hidrosur, a las 18:00 de ayer, el conjunto de embalses malagueños sumaban casi 297 hectómetros cúbicos (48,1% de la capacidad real), 54 más que una semana antes. Por el contrario, la diferencia es de menos 27 hectómetros cúbicos sobre la misma fecha de 2017. A pesar de la mejoría, la situación es delicada en el caso de La Viñuela, la mayor presa de la provincia, con capacidad para 165,4 hectómetros cúbicos. A día de hoy apenas embalsa 53,1 (un 32,1%). Y ello tras haber ganado en la última semana ocho hectómetros. El que mejor estado lo presenta La Concepción, que está a un 86,4% de su capacidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios