Horario y previa del Rayo Vallecano - Málaga CF Rayo de esperanza (21:45)

  • El Málaga intenta refrenzar la imagen mostrada ante el Girona y dar un golpe al descenso ampliando las distancias

  • Sin Sadiku ni Adrián, Pellicer pierde experiencia

  • Viajan 13 canteranos

Una imagen del último Málaga CF-Rayo Vallecano el que Cifu fue goleador. Una imagen del último Málaga CF-Rayo Vallecano el que Cifu fue goleador.

Una imagen del último Málaga CF-Rayo Vallecano el que Cifu fue goleador. / javier albiñana

El Málaga regresó algo perdido tras el confinamiento. Lo que antes encajaba parecía que tras los meses de desconexión perdieron su adhesión. Si de algo se debe caracterizar un técnico es de resolver problemas, de dar con la tecla adecuada en cada situación, en cada momento. Ante el Lugo fue la prueba y ante el Girona la constación de que algo salió bien. Sergio Pellicer pasó del 1-4-2-3-1 al 1-5-4-1 dando valor a sus carrileros y reforzando a una maltrecha zaga. La metamorfosis en apenas una semana funcionó, ahora queda ver si ha calado y se ha asentado en sus jugadores. Toca torear en Vallecas (21:45 horas).

El Málaga va al barrio madrileño con dos bajas de peso, dos pesos pesados del vestuario y de la columna vertebral del equipo esta temporada como Adrián y Sadiku, su capitán y su pichichi, dos entes de experiencia. Toca consolidar una idea sin una pieza importante en el centro del campo como el madrileño. Sin él, y con la problemática de las licencias, Pellicer tendrá que optar entre Rolón o Benkhemassa para acompañar a Keidi Bare. O bien pasar un defensa al centro del campo –Juande ya jugó ahí– para dar entrada a un Mikel que no abandonó el barco aún.

Todo esto contando con que el albanés esté plenamente recuperado de las molestias que no le permitieron entrenar con normalidad esta semana y que Pellicer siga dando prioridad a las fichas del primer equipo para no caer en problemas durante el partido. Ramón, Mini o el juvenil Larrubia, encajarían en el perfil para el doble pivote.

La ausencia de Sadiku dejará las puertas abiertas para Buenacasa, que estaría ante su primera titularidad con el Málaga. El delantero maño tampoco se ha podido estrenar aún como goleador y ni ha logrado destacar cuando ha salido de refresco por el albanés. Buscará resarcirse.

En el punto de mira Tete Morente. Sin lugar a dudas el mejor ante el Girona, autor de las dos asitencias que valieron a Cifu y a Sadiku para hacer los dos tantos que doblegaron a los catalanes. El gaditano está en un estado de forma brillante y aporta frescura y velocidad en cada incursión. De sus botas y creatividad parten un buen puñado de las opciones de éxito de los blanquiazules. Más si cabe ante un rival como el Rayo, que opta a dominar la posesión y da pie al contragolpe y los espacios que favorecen al 10.

El equipo de Jémez llega con algunas dudas. Sin bajas importantes pero al que le es esquiva la victoria en las últimas tres jornadas. A los franjirrojos les cuesta además cerrar sus partidos. Suma nueve empates en los últimos 14 partidos. Los cinco restantes fueron tres victorias y dos empates. La estadística desprende algo similar a la del Málaga, sus partidos se resuelven por detalles y los errores les condenan.

Así, el Málaga buscará refrendar la buena imagen que mostró ante el Girona en Vallecas, más importante si cabe por asentar el esquema enlazando dos victorias consecutivas que por el golpe que podría suponer con respecto a la zona de descenso. Alcanzar los 50 puntos prácticamente aseguraría la permanencia y permitiría reiniciar el proyecto. Se busca un rayo de esperanza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios