Cultura

De la Torre se muestra contrario a modificar el proyecto de la Aduana

  • El alcalde considera que, a largo plazo, el Museo Arqueológico puede convivir en la Trinidad con "alguna idea que la Consejería de Cultura ha planteado para el edificio"

Comentarios 1

La semana pasada, la cabeza de lista del PP al Congreso por Málaga para las próximas elecciones, Celia Villalobos, y el parlamentario andaluz del mismo partido, Antonio Garrido, convocaron una rueda de prensa frente al Palacio de la Aduana para dar cuenta del programa popular en materia de cultura. Su intervención estuvo dedicada prácticamente en su integridad a un solo asunto: el traslado del Museo Arqueológico al Convento de la Trinidad y la consagración del Palacio de la Aduana al Museo de Bellas Artes (el proyecto museístico ya aprobado contempla la integración de ambos equipamientos en la Aduana). Villalobos y Garrido afirmaron que la medida se adoptará en cuanto el PP gane no sólo las elecciones generales, también las autonómicas del mes marzo, condición sine quanon ya que la titularidad del Convento de la Trinidad pertenece a la Junta de la Andalucía. Villalobos se comprometió incluso a inaugurar el Museo de Bellas Artes antes de la fecha que actualmente baraja el Ministerio de Cultura, en el segundo semestre de 2013. Sin embargo, el también popular Francisco de la Torre, alcalde de Málaga y candidato al Senado, se mostró ayer bastante más cauto y afirmó, en un encuentro digital con los lectores de Málaga Hoy, que por su parte "no cambiaría el proyecto actual, seguiría con él y lo abriría tal y como está pensado".

De la Torre recordó que siempre defendió "que se debía haber aprovechado la oportunidad histórica de tener libres el edificio de la Aduana y el del Convento de la Trinidad para haber planteado dos ambiciosos proyectos museísticos", y que ofreció al respecto al Ministerio y a la Consejería de Cultura una contribución económica municipal que "no fue atendida". Insistió, de hecho, en que lo ideal habría sido apostar para Málaga "por los dos grandes museos, como por ejemplo tiene Sevilla". Sin embargo, en su opinión, "a estas alturas de la adaptación de la Aduana, yo no cambiaría el proyecto actual".

De la Torre señala otra condición necesaria para llevar el Arqueológico a la Trinidad, además de la victoria popular en el ámbito nacional y el autonómico: "Que la situación económica lo permita". Mientras tanto, se muestra favorable a inaugurar el Museo de Málaga tal y como se ha diseñado "y a la vez a planificar el Museo Arqueológico en la Trinidad, que puede ser compatible con alguna de las últimas ideas que la Consejería de Cultura ha planteado para este edificio" (en referencia a la intención del consejero, Paulino Plata, de instalar en el convento una subsede del Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico). El alcalde, por tanto, no tira la toalla en su empeño por ganar los dos museos en dos espacios distintos, pero opta por asumir plazos razonables. Queda por ver lo que los electores y la crisis dispondrán.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios