Ciberseguridad

Bruselas obligará a retirar contenidos de internet en una hora si hay orden judicial o policial

  • La medida busca evitar la propagación de contenidos relacionados con el terrorismo o la injerencia extranjera en procesos electorales. Exigirá a los proveedores de servicios mecanismos de reclamación eficaces y que informen a los usuarios cuando se retiren sus contenidos.

Los comisarios europeos de Justicia, Vera Jourová; Seguridad, Julian King; y Sociedad Digital, Mariya Gabriel Los comisarios europeos de Justicia, Vera Jourová; Seguridad, Julian King; y Sociedad Digital, Mariya Gabriel

Los comisarios europeos de Justicia, Vera Jourová; Seguridad, Julian King; y Sociedad Digital, Mariya Gabriel / Olivier Hoslet, EFE (Bruselas)

La Comisión Europea (CE) establecerá un plazo de una hora para que las empresas europeas retiren contenidos en internet tras haber recibido una orden emitida por una autoridad policial o judicial, una medida para evitar su propagación presentada en Bruselas.

"Nos parece que es una medida firme y una garantía fuerte de que en el caso de que haya un problema hay un mecanismo de denuncia y que todo se puede hacer con plena transparencia", afirmó el comisario europeo de Seguridad, Julian King, en una rueda de prensa.

La medida forma parte de las propuestas anunciadas en el debate del Estado de la Unión por el presidente del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, en materia de seguridad, terrorismo y protección de datos, en las que se incluyen medidas para garantizar la transparencia electoral.

El eurocomisario consideró esta medida clave en un contexto en el que el 33% de los enlaces a contenidos terroristas se propaga en una hora y un 75% en cuatro horas, según datos de la CE.

Mecanismos de reclamación eficaces

Además, la CE exigirá a los proveedores de servicios de alojamiento de datos que cuenten con mecanismos de reclamación eficaces y que informen a los usuarios cuando se retiren sus contenidos "a menos que haya importantes razones de seguridad para no hacerlo". "No les pedimos que hagan cosas complicadas o tomar decisiones según sus códigos de conducta o reglas internas. Están recibiendo una orden de una autoridad judicial o policial", agregó King.

El pasado marzo Bruselas ya pidió a los proveedores de internet como Facebook, Twitter o YouTube la retirada de esos contenidos en el plazo de una hora, pero busca ahora establecer una obligación legal para las empresas. El comisario consideró que hay que estar "preparados para aplicar medidas proactivas" y "reforzar las herramientas" en este ámbito

Desde 2016, la CE ha identificado más de 80.000 etiquetas de vídeos o imágenes con contenido terrorista, y más de 150 empresas proveedoras de servicios con este tipo de contenido, según Europol. "No estamos hablando de censura ni de una zona gris. El contenido material que enaltezca o dé instrucciones sobre ataques terroristas tiene que ser suprimido, con unas reglas claras de transparencia, mecanismos y posibilidad de recurso", defendió King, quien esperó que "la mayor parte de las plataformas cooperen".

En el caso de que haya una falta "sistemática" en el cumplimiento de estas órdenes, precisó el comisario, se prevé la posibilidad de una multa de "hasta el 4%" de los beneficios de la empresa implicada.

Amenazas cibernéticas para las elecciones

El comisario anunció que Bruselas acogerá una conferencia de alto nivel a mediados de octubre para reunir a expertos de toda la Unión y "garantizar formas concretas de prevenir las amenazas cibernéticas" en el ámbito de las elecciones convocadas próximamente en territorio de la UE.

Además de las elecciones al Parlamento Europeo convocadas en mayo de 2019, en los próximos meses están previstos comicios legislativos, presidenciales o municipales en Luxemburgo, Irlanda, Estonia, Eslovaquia, Finlandia y Bélgica.

Las posibles injerencias extranjeras en esos comicios, en particular de Rusia, son una preocupación constante para el Ejecutivo comunitario y la Eurocámara, que temen que se reproduzcan fenómenos como el de la consultora Cambridge Analytica en las elecciones presidenciales estadounidenses de 2016, en las que venció Donald Trump.

Por ello, la CE ha establecido una serie de directrices sobre cómo deben aplicarse las normas europeas para garantizar la equidad de los procesos electorales, que responsabilizan a los partidos y fundaciones políticas del tratamiento de datos.

Entre las recomendaciones, la CE pide no utilizar datos cedidos para un fin que no esté relacionado con el contexto electoral específico ni compartir datos con terceros, por ejemplo como una empresa de análisis de datos "a menos que los usuarios hayan dado su consentimiento expreso".

"Una mentira que se repite 100 veces se transforma en una verdad (...) Hay que ser coherente y pedimos a los ciudadanos de Europa que hagan una reflexión más crítica ante las presiones propagandísticas que les llegan en línea", afirmó la comisaria de Igualdad, Verá Jourova.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios