Andalucía

Susana Díaz denuncia que sólo hay 307 rastreadores a tiempo completo en Andalucía

  • La líder del PSOE defiende que "la moderación es incompatible con la ultraderecha", en relación al pacto del Gobierno andaluz con Vox

Susana Díaz, en la tribuna del Parlamento durante su debate con Juanma Morneo Susana Díaz, en la tribuna del Parlamento durante su debate con Juanma Morneo

Susana Díaz, en la tribuna del Parlamento durante su debate con Juanma Morneo / Antonio Pizarro

La imagen de la gestion de la pandemia dibujada por Susana Díaz en el Parlamento es casi opuesta a la que, unas horas antes, esbozó Juanma Moreno en el comienzo del debate de la comunidad. Uno de cada cinco municipios por encima de los 500 contagios por 100.000 habitantes, un aumento del 573% en los contagios desde el fin del estado de alarma y, sobre todo, 307 rastreadores a tiempo completo, según datos de la propia Consejería de Salud. El Gobierno andaluz siempre ha dicho que son más de 8.000, sin contar con los militares que colaboran desde hace un mes en la búsqueda de las cadenas de contagio del Covid-19.

En su intervencón en el debate de la comunidad, Díaz tuvo que zafarse de las críticas de Moreno por su “pasado”, es decir, sus cinco años como presidenta de la Junta. Sobre todo después de desgranar algunas de las propuestas de resolución que se votarán en la segunda jornada del Pleno. La dirigente socialista exigió un aumento del 30% en el número de profesionales de la Atención Primaria y la dedicación del 25% del presupuesto sanitario para este sector, que es el que soporta la mayor presión en la segunda ola de la pandemia.

“La realidad dista bastante”. Así ha iniciado la líder del PSOE su réplica al presidente de la Junta, al que, además, ha afeado que no haya detallado “su plan” para atajar esta segunda ola y que haya tardado “cinco horas y media en reconocer que la Atención Primaria está sobrepasada”. “Nosotros queremos ayudar, somos un partido de gobierno”, ha añadido Díaz, que ha querido poner distancia con el PP “en Madrid”, sobre todo con la moción de censura de Vox planeando sobre el debate en el Parlamento autonómico.

En este ambiente previo al debate en el Congreso, Díaz también se ha esforzado en difuminar la imagen dialogante que Moreno se ha esforzado en destilar en su primera intervención. “Ha tardado cinco horas y media en quitarse el traje de moderado”, ha dicho la líder del PSOE andaluz en su turno de réplica, después de asegurar que “la moderación y pactar con la ultraderecha” es incompatible. En este contexto Díaz ha echado en falta menciones a la “igualdad” en el discurso inicial del presidente de la Junta, a quien acusa también de hacer cesiones en materia de memoria histórica para contentar a sus socios autonómicos.

“Gobernar en crisis es complicado”, ha admitido Díaz, pero ha aprovechado para defender la gestión del Gobierno de Pedro Sánchez. “Yo tuve que gobernar en crisis con un presidente que no hizo lo que ahora hacen con usted”, ha dicho la dirigente socialista en referencia a la llegada de dinero público desde la Administración estatal y a iniciativas como los ERTE.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios