Deportes

Roberto Santamaría cuadra una plantilla ilusionante

  • Tal y como estaba previsto, el Las Palmas hizo oficial su cesión ayer · El Murcia adquirió a Luque por un año y a Pere Martí en préstamo · Fernando Sanz cierra su proyecto con más incorporaciones (14) y salidas (17)

Comentarios 2

Tal y como estaba previsto, el Málaga cerró ayer la última incorporación que le faltaba: la de Roberto Santamaría. El presidente del Las Palmas, Miguel Ángel Ramírez, le había comunicado el pasado viernes a su homólogo blanquiazul, Fernando Sanz, que no haría oficial la salida del meta navarro hasta el último día de mercado. Era un claro guiño a su afición, que estaba de uñas con el pamplonica. Así fue. Poco después de presentar a Fabián Assmann como nuevo arquero del conjunto amarillo, el club insular colgó un comunicado en su web en el que hacía oficial la cesión sin opción a compra a favor de los de Martiricos. Roberto Santamaría, el decimocuarto, la guinda a un pastel que ya ante el Atlético de Madrid dio buena cuenta de la ilusión que transmite, será presentado hoy a las 12:00 en el estadio.

No fue el único movimiento, ya que tanto José Juan Luque como Pere Martí se marcharon al Murcia. En un principio, el fichaje de Guillermo Pereyra por el conjunto pimentonero había cerrado las puertas al castellonense, aunque ayer por la mañana se retomaron las negociaciones, que cristalizaron cerca del cierre del plazo de la medianoche. Pere Martí jugará allí cedido la próxima temporada. Por su parte, el sevillano pasó ayer el reconocimiento médico de forma satisfactoria y firmó un contrato por una temporada más otra opcional tras rescindir su contrato con el Málaga. Lo previsible de los hechos hizo que, en contra de lo que podía pensarse días atrás, el último día de mercado fuese bastante tranquilo y previsible.

Santamaría llega en préstamo sin opción a compra, puesto que la idea del Las Palmas es que durante este año juegue y se pueda revalorizar para una futura venta. El club asumirá el cien por cien de la ficha del jugador, unos 200.000 euros, y tendrá una posición preferencial a la hora de negociar con el conjunto isleño si se decide a acometer su compra el próximo verano.

Así, se ven cumplidos varios de los deseos de Juan Ramón Muñiz, ya que consideraba que la de Roberto Santamaría era una opción muy buena para subir el nivel de los guardametas esta temporada, y la salida de los dos futbolistas deja dos fichas libres para lo que pueda pasar a lo largo de la temporada.

Finalmente, sin contar el relevo en el banquillo de Muñiz por Tapia, el verano se cierra con 14 incorporaciones y un total de 17 salidas. Es decir, en su cuarto año al frente del Málaga, Fernando Sanz ha cometido la mayor revolución de todas las que ha llevado a cabo. Curiosamente, Roberto Santamaría se ha convertido en el fichaje número 50 desde que cambió las botas por los despachos.

La actual configuración de la plantilla deja dos dorsales libres, el 4 y el 23. La entidad decidió invertir la ficha de Jordi Pablo para inscribir a Obinna, que le ha robado el número 18. Cuando se abra la fase de incorporaciones del mercado invernal, el ex del Villarreal volverá a ser inscrito. No obstante, tal y como quedó demostrado ante el Atlético de Madrid, la intención del cuerpo técnico es ir dando paso a los canteranos en el primer equipo, pues la confianza en ellos es muy alta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios