Entrevistas

A Griñán se lo comieron a besos en Bentarique

l De vez en cuando, los líderes políticos dejan mal a quienes les acusan de apoltronarse y se dan un baño de multitudes. El presidente de la Junta de Andalucía lo hizo este fin de semana en Bentarique, localidad en la que se celebró la Fiesta de la Rosa. Allí cumplió uno de los ritos sin los que no puede pasar político que se precie, como es la de eternizar su llegada al escenario del mitin y dar buena cuenta de cuantos besos quieran estamparle en su mejilla.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios